Reparación | "Cuesta encontrar mujeres que hayan estudiado mecánica"

El webinar "Muéstranos el camino" organizado por Norauto ha analizado el papel de la mujer en el mundo del motor y el taller, concluyendo que se necesita formación, educación, visibilidad y estereotipos para romper la barrera de género.

El papel de la mujer en el mundo del motor y el taller, a debate en el webinar organizado por Norauto
El papel de la mujer en el mundo del motor y el taller, a debate en el webinar organizado por Norauto

¿Qué barreras encuentran las mujeres en el acceso a trabajos relacionados con el mundo del motor y taller? ¿Qué presencia tienen las mujeres en estos estudios profesionales? ¿Se encargan las mujeres del mantenimiento del automóvil? ¿Cómo se puede romper la brecha de género? Estas y otras cuestiones se han abordado en el webinar "Muéstranos el camino" organizado por Norauto, para analizar el papel de la mujer en el mundo de la automoción, después de conocerse el estudio de Ipsos para la red de talleres, según el cual, el 65% de las mujeres considera que el mundo de la mecánica y motor es un mercado masculino o que el 96% de las mujeres opina que están igual de capacitadas que los hombres para la mecánica, aunque siete de cada diez afirma no haberse encontrado con mujeres profesionales en este sector.

Bajo la moderación de Marta Pastor, periodista y directora del programa "Ellas pueden" de RNE, cuatro mujeres profesionales del sector debatieron durante algo más de una hora sobre estas cuestiones y sacar conclusiones, entre las que destacaron la formación, educación, visibilidad y eliminar esteorotipos como fundamentales para romper las barreras de género que reducen el papel de la mujer en todos los ámbitos del sector.

Así, Noelia Molina, directora del centro Norauto Alicante, aseguró que "nos cuesta mucho encontrar mujeres que hayan estudiado mecánica", por lo que instó a "inspirar y educar a los más pequeños sin esteorotipos, para que las chicas puedan elegir estudiar mecánica sin importar el género". "Romper barreras de género en este sector es un trabajo de base", añadió. Además, es importante la visibilidad, como explicó Yolanda Ballesteros, directora del departamento de Ingeniería Mecánica en la Universidad Pontifica de Comillas. "Es importante que a las pocas mujeres que están trabajando en estos sectores se les den visibilidad", dijo, poniendo un ejemplo que conoce de primera mano: "en un master de ingeniería mecánica de la universidad, tenemos muy bajo porcentaje de alumnas".

Dos de cada diez clientes de Norauto son mujeres

Sobre esta circunstancia también se debatió en el evento online, esgrimiendo Noelia Molina tres factores que lo pueden provocar. En primer lugar, el desconocimiento de la mujer sobre el mantenimiento del vehículo, pero también la inserción de la mujer en el mercado laboral, motivo por el cual tiene menos tiempo, pero sobre todo, cómo se haya podido sentir la mujer en algunas visitas al taller, con la incertidumbre de cómo la van a tratar en un sector eminentemente masculino.

Para Alicia Fernández, periodista de motor, la clave está en el trato de igualdad. "Que la mujer no se sienta como que no tiene ni idea. Y no tener miedo a preguntar, porque igualmente hay hombres que no tienen ni idea" cuando van al taller. Según el estudio de Norauto, el 39% de las mujeres no lleva el coche al taller por desconocimiento de lo que a mantenimiento se refiere, y el 32% no lo hace por falta de tiempo. Una estadísticas que, al menos en el caso de las cinco participantes en el webinar, no se cumpliría. Por unos u otros motivos, las cinco aseguraron que son las encargadas de llevar el coche al taller, y así debe de ser, porque "nadie como el propio conductor para saber qué le pasa al coche", como dijo Yolanda Ballesteros.

Algo más de visibilidad pueden tener las mujeres que, dentro del sector del motor, se dedican a competiciones, en cualesquiera de las posibilidades, ya sea como ingenieras, copilotos, pilotos, etc. María Lanzón, directora de comunicación del RACE, cifró en más de 1.800 las profesionales que se dedican a competiciones de motor, para quien "no es habitual encontrar a mujeres en puestos de mecánico. En recepción sí es más habitual, pero las capacidades son las mismas. Es un tema de educación, es algo que está cambiando lentamente, pero es muy difícil que a una niña se le inculque que se forme para trabajar en un taller", aseguró.

Lo más

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña