Noticia remitida | Indemnización por accidente de tráfico ¿Cómo reclamar?

Seis de cada diez accidentes de los que se dan parte al seguro son falsos
El automovilista ha de saber reaccionar adecuadamente ante un accidente de tráfico.

Los abogados de Legalcar nos explican lo que tenemos que hacer para reclamar una indemnización por accidente de tráfico.

Aunque los siniestros en la carretera son más habituales de lo que parece, nunca estamos preparados para reaccionar cuando estamos involucrados en uno.

¿Quién tiene derecho a una indemnización por accidente de tráfico?

Según el artículo 1 de la Ley de Responsabilidad civil de vehículos a motor, tienen derecho a recibir una compensación por los daños derivados del accidente aquellos que no sean culpables exclusivos del siniestro. Es decir, si el accidente no es provocado por tu responsabilidad, puedes reclamar. Mientras que, en caso de que se haya producido por la conducción negligente de los implicados, ambos tienen derecho a un resarcimiento proporcional a su porcentaje de culpa.

En este sentido, resulta importante poder acreditar quién ha tenido la responsabilidad en el siniestro. Por este motivo,uno de los documentos indispensables para iniciar una reclamación de cantidad por accidente es el acreditativo de la culpa. Puedes presentar un atestado realizado por la Policía local o Guardia Civil o el parte amistoso debidamente firmado por los involucrados.

Más de una vez, nos hemos encontrado con casos en los que los perjudicados no han firmado un parte amistoso, pero sí han compartido los datos a través de Whatsapp y, aunque en la mayoría de casos estos datos son suficientes, en más de una ocasión nos hemos encontrado con que el conductor contrario cambia su versión de los hechos, complicando la reclamación.

En algunos casos determinar la culpa puede ser confuso. Por ejemplo, algunos conductores creen que si el accidente se ha producido porque el coche de delante ha frenado repentinamente, la culpa es de ese vehículo, pero no es así.

Según el código de circulación, los conductores deben dejar una distancia de seguridad prudencial con el vehículo de delante para evitar estos siniestros. Por lo tanto, si quieres reclamar una indemnización por este supuesto, se alegará que no has respetado la distancia, por lo que solo las víctimas de vehículo de delante y tus ocupantes podrán reclamar a tu compañía aseguradora los daños.

Cálculo de la indemnización

Este es un tema bastante amplio porque son muchos los factores que influyen, pero una de las cosas más importantes que tienes que saber es que la indemnización no es por la lesión que tengas sino por el tiempo que hayas estado perjudicado por esta.

Es decir, si has sufrido una lesión cervical y has estado de baja 25 días y has recibido 25 terapias rehabilitadoras, la compañía te indemnizará por ese tiempo, 52€ por cada día de baja y 30€ por cada día de rehabilitación. A esto habría que sumar las posibles secuelas derivadas que se calculan tomando en cuenta la lesión, la gravedad de la secuela (basada en las horquillas del Baremo de tráfico) y la edad del lesionado.

También se pueden reclamar daños materiales producidos en el accidente (móviles rotos, gafas, entre otros) aumentos en el coste de la movilidad (tickets de transporte, gasolina para ir a rehabilitación) gastos médicos (medina, equipamiento médico) y lucro cesante en caso de poder demostrarlo.

Cada caso es único, por lo que recomendamos que si tienes dudas consultes con nuestros abogados para poder darte explicación más adaptada a tu tipo de lesiones.

Reclamar la indemnización


Si quieres despreocuparte de cualquier trámite y obtener la justa indemnización, necesitas un abogado. Aunque tu compañía te ofrezca asesoría jurídica, debes saber que toda la negociación extrajudicial la realizará un tramitador, no un abogado. Además, las aseguradoras tienen convenios entre ellas, por lo que su asesoría no suele ser la más objetiva.

Nuestra recomendación es que dejes tu reclamación en manos de un abogado especialista en accidentes como los de Legalcar. De esta forma, garantizarás que un equipo de expertos luchará porque obtengas la máxima indemnización posible mientras tú solo te ocupas de recuperarte de tus lesiones.

Si te preocupan los honorarios de los abogados, debes saber que tu póliza cuenta con una cláusula de defensa jurídica. La compañía pone a tu disposición una cuantía para que pagues los servicios de cualquier abogado de tu preferencia, por lo que tu defensa puede salirte gratis en muchos casos.

Cursos de Academia Infotaller

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña