Concesionarios | Cuál será la reducción de CO2 para los fabricantes de automóviles en la UE

La Asociación Europea de Constructores ha recibido con alarma el endurecimiento aprobado por la Comisión de Medio Ambiente.

La propuesta aprobada por la Comisión de Medio Ambiente aún debe pasar por el Parlamento Europeo
La propuesta aprobada por la Comisión de Medio Ambiente aún debe pasar por el Parlamento Europeo

La reducción de emisiones de CO2 en la Unión Europea es uno de los objetivos que se marcan las administraciones europeas. Pero, ¿cuáles serán los niveles aceptados finalmente?

El proyecto legislativo para obligar a los fabricantes de automóviles a reducir dichas emisiones ya ha superado la aprobación de la Comisión de Medio Ambiente del Parlamento Europeo. Con ello, se ha dado el visto bueno a un aumento de los objetivos de rebaja del CO2 del 15% propuesto por la Comisión Europea para 2025 hasta el 20%. Y para 2030, se incrementa del 30% al 45%, según informan desde Faconauto.

Para ello, las compañías productoras tendrán que asegurar que los coches con emisiones de gases por debajo de 50 gramos de CO2/km, esto es, vehículos eléctricos e híbridos, tengan una cuota de mercado del 20% en 2025 y del 40% en 2030.

“El voto decisivo en la Comisión de Medio Ambiente representa un compromiso para comenzar a abordar seriamente la lucha contra el cambio climático”, explica la eurodiputada socialista de Malta, Miriam Dalli.

Tras el visto bueno de la Comisión de Medio Ambiente y el pleno del Parlamento Europeo, la norma tendrá que ser aprobada por los ministros del ramo de los 28 países de la UE y los jefes de Estado o de Gobierno.

Por su lado, el comisario de Clima y Energía, Miguel Arias Cañete, aseguraba recientemente que la UE está en disposición de incrementar su exigencia de reducción de emisiones de CO2 del 40% previsto en 2030 hasta por encima del 45%.

Asimismo, desde la Asociación Europea de Constructores (Acea) han recibido con alarma el endurecimiento aprobado en la Comisión de Medio Ambiente por suponer un “cambo sísmico” para el sector, que plantea como “asumible” una reducción de CO2 del 20% en 2030, menos de la mitad de lo aprobado hasta ahora.

No obstante, los empresarios afirman que la radicalidad de la Comisión de Medio Ambiente es una excepción al no ser representativa de todo el Parlamento Europeo y “contrastar fuertemente con las posiciones de las otras comisiones involucradas”.

“Esperamos que el Parlamento Europeo aproveche la oportunidad para volver a examinar esta propuesta para alinearla más con la realidad. Esperamos el voto plenario el próximo mes para ver qué camino tomará el Parlamento en su conjunto para las negociaciones a tres bandas “, afirma el secretario general de Acea, Eril Jonnaert.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña