Reparación | 8 elementos clave para que el taller dé un salto de calidad

Es preciso atender aspectos tan diversos como la tipología del cliente o la rentabilidad.

En todo caso, siempre hay que agradecer al cliente su atención
El taller necesita atraer clientes nuevos y rentables

Para hacer que el taller mejore y sea más productivo, hay que pararse a pensar en el enfoque más adecuado para el negocio. Y ello implica atender aspectos tan diversos como la tipología del cliente o la rentabilidad. Aspectos que el blog de Iberisa resume en estos ocho:

  1. Entender al cliente. Saber quiénes son, por qué compran y qué quieren realmente servirá de base para establecer una relación duradera con ellos, basada en la confianza.
  2. Ofrecerle más valor. Para ello, hay que generar experiencias de usuario que diferencien claramente al taller frente a la competencia, reforzando los puntos fuertes del negocio.
  3. Dar a conocer las virtudes del taller. Es muy probable que algunos clientes, actuales y potenciales, no conozcan todo la propuesta de valor del taller, por lo que se necesita comunicarla de manera más efectiva, destacando en un contexto de saturación informativa y publicitaria. 
  4. Aumentar la rentabilidad. Hay que ser realistas, fijando objetivos alcanzables y determinando el enfoque clave para alcanzar el resultado deseado.
  5. Conocer el mercado. No basta con conocer al cliente; también es necesario saber dónde se mueve el negocio, en un entorno cambiante: ¿el sector está en expansión o en recesión?, ¿hay que seguir con lo que se ha hecho hasta ahora o reinventarse?
  6. Cuidar a los trabajadores. Es preciso encontrar a los mejores empleados en todos los niveles de la actividad, retener a los que ya trabajan y motivar a todos ellos.
  7. Capacitar al personal. Relacionado con lo anterior, la plantilla debe estar formada y capacitada para hacer crecer el negocio y seguir siendo competitivos. En este sentido, es muy importante elegir bien los cursos de formación necesarios, así como quién los va a impartir. 
  8. Fijar plazos claros. Todo esto debe llevarse a cabo con una visión clara del futuro del negocio, fijando un plan detallado que marque plazos adecuados y asumibles.

Cursos de Academia Infotaller

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña