Concesionarios | Qué medidas permitirán afrontar la crisis del coronavirus a los concesionarios

La creación de un comité de crisis, gestionar la caja y mantener la calma son algunos de los puntos esenciales.

Ofrecer a los clientes servicios básicos que permitan una movilidad segura es uno de los objetivos
Ofrecer a los clientes servicios básicos que permitan una movilidad segura es uno de los objetivos

Las consecuencia en los distintos ámbitos de la economía a raíz de la alerta sanitaria por el coronavirus ya se han empezado a notar. El sector de la automoción es uno de los más afectados, motivo por el que la consultora Finae Partners ha elaborado un listado con siete medidas para afrontar las circunstancias provocadas por esta crisis, de las que se hace eco Faconauto.

En primer lugar, señala que es necesario definir y coordinar un comité de crisis multidisciplinar que elabore un plan de acción para estos momentos y que mantenga una comunicación diaria de cualquier cambio.

La siguiente medida se basa en ofrecer a los clientes servicios básicos que permitan una movilidad segura. A esto se suma la posibilidad de habilitar un teléfono para casos urgentes. 

El tercer punto se centra en: gestionar la caja de la forma más óptima posible con un cálculo de la evolución previsible de la tesorería (costes/pagos); replanteamiento de la necesidad de cada partida de costes fijos y negociación de aplazamientos de pagos; maximización del uso de las líneas de crédito, y seguimiento de las ayudas del gobierno y posibles medidas adicionales.

En caso de aplicar un ERTE, la firma indica, como cuarto elemento, que conviene considerar la situación personal de cada empleado para minimizar el impacto sobre los más vulnerables y comunicar a todos los trabajadores los criterios seguidos, haciendo hincapié en que el objetivo es volver a la normalidad lo antes posible.

Además, se debe tener preparado un plan de vacaciones y bolsas de horas si la actividad no repuntase rápidamente una vez finalizado el estado de alarma y aprovechar la posible falta de trabajo de las primeras semanas para pensar en planes de mejora.

En quinto puesto, se indica que es necesario preparar un plan de reactivación del negocio para la vuelta y no esperar a la vuelta a la normalidad, ya que serán necesarias acciones y ofertas concretas para crear un plan de choque de venta de stock con foco en la generación de caja.

A continuación, la enseña subraya que se debe actuar en función de la situación de liquidez del concesionario, mantener sintonía con la marca y ofrecer disponibilidad a fabricantes para ayudar en cuestiones relacionadas con la liquidez

Y, por último, pero no menos importante, la consultora recuerda la necesidad de mantener la calma: “el patrón del barco ha de transmitir una sensación de control y calma para que la tripulación se mantenga unida, con confianza y trabajando por un objetivo común”

Por otro lado, Faconauto señala que el incremento de las medidas tomadas por el Gobierno como consecuencia de la crisis por el COVID-19 ha provocado que el impacto en los concesionarios hay provocados caídas en muchos casos superiores al 60%.

Lo más

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña