Reparación | Principales requisitos para asegurar un coche clásico

La antigüedad o sus características especiales o únicas son factores clave, tanto para contratar un seguro de este tipo, como para determinar su valor.

El mítico escarabajo de Volkswagen es uno de los clásicos más habituales en España
El mítico escarabajo de Volkswagen es uno de los clásicos más habituales en España

Todos los vehículos, independientemente de su categoría, estado, modelo o antigüedad, deben estar asegurados. Pero casi con más razón los vehículos clásicos. Y con pólizas lo más completas posibles. ¿El motivo? Que este tipo de automóviles tienen un estatus y una reputación basada en su conservación. De nada sirve tener un coche clásico de lo más exclusivo, si su estado no es perfecto o, al menos, lo mejor posible dentro de las posibilidades y teniendo en cuenta que las reparaciones de los coches históricos son costosas y nada fáciles, por la singularidad de sus componentes y muchos otros factores.

¿Y cuáles son los requisitos para contratar un seguro de coche histórico? Para empezar que sea un vehículo catalogado como tal. Porque un vehículo de 20 años es, para muchos, un coche antiguo. Pero para tener el estatus de coche clásico debe tener más de 30 años de antigüedad y ser un vehículo de colección, con ciertas características especiales o únicas, o su fabricación haya sido limitada.

No obstante, también puede considerarse como clásico con menos antigüedad si se trata de un modelo muy exclusivo o si está incluido en el Inventario General de Bienes Muebles del Patrimonio Histórico español. Y esto es independiente de que el automóvil sea un deportivo que un utilitario, una moto o un vehículo industrial, porque todos han sido parte de la historia de la automoción y merecen ese reconocimiento y estatus especial.

Además, dependiendo de la compañía elegida, ésta puede condicionar el contrato a una edad determinada del conductor, generalmente mayor de 25 años, que disponga de un segundo coche de uso habitual o que tenga más de dos años de carnet de conducir. No obstante, en el mercado existen seguros que ofertan pólizas a precios económicos y estables, basándose sólo en la edad del conductor y la del automóvil a asegurar.

Otra pregunta que se hacen los usuarios de este tipo de vehículos es cómo saber el valor de mi coche clásico. Hay que tener en cuenta que este tipo de coberturas se basan en unas tablas de tasaciones especiales, muy diferentes a las de los vehículos modernos, que determinan el valor del automóvil en función de su estado, del año de fabricación y/o matriculación, el número de unidades fabricadas, la originalidad del modelo y otros muchos factores. De hecho, mientras los vehículos convencionales de uso cotidiano se deprecian con el tiempo, los clásicos se revalorizan.

Así, cuanto más original y en mejor estado se encuentre el coche clásico, más valor tendrá. La situación ideal es que el vehículo, al margen de estar bien conservado, tenga todos sus componentes originales, así como una mecánica perfecta. A partir de ahí, los baremos van bajando si, por ejemplo, es un vehículo original pero ha sido restaurado hace tiempo y, además, hay que revisarle la mecánica o carrocería por algunos desperfectos propios de la antigüedad.

Por último, también resulta interesante contar con documentación propia que acredite el valor del coche, del mismo modo como si se tratara de una obra de arte o cualquier otro objeto de valor. En cualquier caso, lo más recomendable para saber este cálculo es acudir a una empresa especializada en seguros de coches clásicos para realizar esta valoración que depende de tantos factores.

Lo más

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña