Reparación | Partakus llega a España para "revolucionar" la compra de recambios por parte del taller

Este marketplace profesional, que busca alcanzar 1.500 talleres hasta final de año, apuesta por los distribuidores tradicionales frente a los ecommerce generalistas. Gratis para el taller y con un modelo de comisiones por ventas para recambistas, promete reducir las devoluciones y agilizar a dos minutos la adquisición de piezas.

Partakus está disponible tanto en aplicación de móvil como en versión de ordenador
Partakus está disponible tanto en aplicación de móvil como en versión de ordenador

El “Espartaco” de la posventa que viene a luchar contra los ecommerce generalistas que amenazan al sector. Así se presenta Partakus, uno de los proyectos más ambiciosos de la posventa en los últimos meses. Ni siquiera el confinamiento provocado por el coronavirus ha aplazado su debut. Si acaso, solo ha retrasado un plan de negocio que se ha fraguado durante los últimos tres años a raíz de la alianza entre Renault y Nissan para crear el primer marketplace profesional que busca revolucionar la compra de recambios por parte de los talleres. No solo de los españoles. También de italianos y franceses, pues se lanza simultáneamente en estos tres países.

Hasta 500.000 referencias, tanto piezas originales como compatibles, de segunda mano o neumáticos al alcance de unos pocos segundos es lo que tendrá a su alcance el taller. Sin coste alguno, ya que el modelo de negocio se basa en comisiones por ventas a través de acuerdos con los distribuidores. Así, la petición de piezas se agiliza. Laurent Gambotti, director de Partakus España ha explicado a Infotaller que el tiempo medio que tarda un taller en hacer un pedido es de 20 minutos entre identificar el recambio que necesita y llama a sus proveedores para encontrar disponibilidad. El objetivo es “reducir a una media de dos minutos a través de la versión desktop, y puede llegar a ser de solo 20 segundos con la aplicación móvil”, explica.

En lugar de recabar información de diferentes proveedores, ya sea por Whatsapp, teléfono o correo electrónico, el mecánico tendrá a su disposición el catálogo de los principales recambistas que dispongan de la pieza buscada casi de forma inmediata. Y, además, se puede valer de la plataforma para encontrar el recambio que necesita solo añadiendo la matrícula del vehículo o una fotografía mientras está delante del mismo, o bien realizando la búsqueda por categoría, nombre o referencia, que también es posible. Una vez vistas las diferentes opciones, será el taller quien elija al distribuidor en función de criterios como disponibilidad, rapidez de entrega, precio, etc.

Para el taller parece clara la ganancia. Poder hacer pedidos rápidamente, probablemente a recambistas cercanos, reduciendo significativamente el tiempo de reparación y, por ende, teniendo a un cliente más contento con lo que ello supone. ¿Y para el recambista? “A los distribuidores les ofrecemos una fuerza comercial adicional, porque vamos a visitar a todos los talleres, pudiendo estar presentes en zonas en las que no tiene presencia o comerciales y aumentar su cartera”, explica Laurent Gambotti.

Promete agilizar la compra de recambios hasta los dos minutos
Partakus promete agilizar la compra de recambios hasta los dos minutos

Menos devoluciones

Además, las pruebas realizadas desde enero en España –con una decena de recambistas de la zona sur de Madrid dando servicio a otros 200 talleres- han reducido considerablemente el número de devoluciones. “Los talleres consultan mucho, pero piden poco y a veces tienen dudas y piden tres piezas, devolviendo las otras dos”, sentencia el director de la plataforma en España, por lo que “si como distribuidor puedes reducir la logística inversa, eso tiene un gran valor”.

¿Y puede la plataforma fomentar una guerra de precios entre distribuidores? Para el ex director general en España y Portugal de Oscaro.com no debería ser así. Los recambistas no podrán tener acceso a los precios, descuentos y ofertas de sus competidores, sino que solo el taller accederá a esa información. Y, en realidad, si un recambista quiere saber el precio de sus competidores lo puede saber. “No es bueno que entren en una guerra de precios. Por eso se prioriza la disponibilidad al precio. Si estás seguro de que tus precios son buenos y de que das un buen servicio, no hay problema. Al fin y al cabo, no hay cliente 100% fiel. Y el taller ya consulta distintos precios, ahora simplemente lo tendrá todo más rápido y sencillo”, señala.

La plataforma permite a los distribuidores también tener un mayor control de sus ofertas, generando análisis y estadísticas que les ayuden en la toma de decisiones en lo que a stock, precios, ventas perdidas, mejores clientes, etc. Además, les ayuda a optimizar tiempo en la gestión de pedidos, porque parte del proceso se automatiza y, probablemente, les ahorre costes de personal.

36.000 talleres en dos años

Partakus apunta alto. El objetivo es alcanzar en dos años con una comunidad de 36.000 talleres en el conjunto de los tres países en los que ya está presente. Aunque el coronavirus vaya a complicar la implantación en nuestro país, al menos en los primeros meses. “Nos habíamos puesto el objetivo de 2.500 talleres a finales de año, pero es más realista pensar en 1.500”, apunta Gambotti, máximo representante de la plataforma que comenzará por Madrid, para extenderse en la segunda mitad de año por Andalucía y Cataluña.

El “Espartaco” del sector tiene uno de los nombres más curiosos. Y no lo rehúye, sino que se apoya en él para su plan de negocio. El nombre de la plataforma está inspirado en la historia de Espartaco, el esclavo de la antigua Roma que lideró una rebelión contra el sistema de esclavitud de la época porque Partakus pretende también rebelarse contra el modelo de los ecommerce generalistas que amenazan al sector, impersonales y menos adaptados a las exigencias del taller que el servicio de la distribución. “Partacus aúna la oferta de los distribuidores nacionales y tradicionales con la demanda de los talleres que buscan simplificar los procesos de búsqueda. Nada que ver con Amazon o Aliexpress. Nosotros apostamos por la distribución tradicional y profesional del sector, porque las otras alternativas se han demostrado que a largo plazo no son fiables”, concluye Gambotti.

Lo más

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña