Electromecánica | Conducción automatizada y libre de emisiones, objetivos de la movilidad futura de Bosch

La firma quiere que la conectividad transforme el coche en un dispositivo inteligente sobre ruedas.

El uso de smartphones en lugar de llaves es uno de los nuevos avances de la firma
El uso de smartphones en lugar de llaves es uno de los nuevos avances de la firma

La empresa Bosch recuerda que apuesta por una movilidad libre de emisiones y segura. Por ello, está trabajando en propulsores eléctricos que permitan utilizar en las ciudades vehículos lanzadera sin conductor.

No obstante, la enseña, para hacer que la movilidad sea eficiente energéticamente y respetuosa con el medio ambiente, indica que también ofrece soluciones para todos los tipos de sistemas de propulsión, incluyendo motores de combustión interna eficientes, pila de combustible y las distintas etapas de electrificación.

En el caso de la pila de combustible (con gran autonomía y tiempos de repostaje cortos), el hidrógeno producido a partir de energías renovables permite un funcionamiento de los vehículos sin emisiones. Por este motivo, Bosch, junto con la empresa sueca Powercell, planea comercializar módulos de pilas de combustible.

Asimismo, la marca ofrece sistemas de 48 voltios con un nivel básico de hibridación para todas las clases de vehículos, proporcionando un motor auxiliar para ayudar al de combustión interna. Esta tecnología almacena la energía recuperada de la frenada para disponer de ella durante la aceleración, lo que reduce el consumo de combustible y las emisiones de CO2 hasta el 15%.

En cuanto a los vehículos eléctricos e híbridos enchufables, la compañía suministra sistemas como el eje eléctrico e-axle, que combina la electrónica de potencia, el motor eléctrico y la transmisión en una sola unidad.

Otros de los objetivos de la compañía son la gestión térmica inteligente para aumentar la autonomía de los vehículos eléctricos e híbridos; los sistemas de asistencia y automatización, (estacionamiento sin conductor activado con una aplicación para smartphone), y una cámara frontal para procesamiento de imágenes con algoritmos inteligencia artificial para generar advertencias o frenadas de emergencia.

A esto se suman sensores de movimiento y posición; el horizonte conectado con datos cartográficos para identificar puntos peligrosos, túneles o ángulos de las curvas; sistemas de dirección asistida eléctrica; comunicación entre vehículos, su entorno y los usuarios; pantalla 3D; smartphones en lugar de llaves; servicios para una mayor duración de la batería o para predecir las condiciones de la carretera, y una cámara interior que controle situaciones de microsueño o distracciones.

Por otro lado, Bosch ha creado sistemas flexibles de medición de la contaminación atmosférica para mejorar la calidad del aire en las ciudades. Todo ello, será presentado en la IAA 2019.

Lo más / Electromecánica

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña