Concesionarios | Los fabricantes piden una reducción de emisiones de CO2 "razonable"

Anfac traslada su preocupación a los ministerios de Industria y Transición Ecológica.

Esta decisión se suma a la línea de otras ciudades como Hamburgo, Stuttgart o Düsseldorf
Los fabricantes alertan del impacto en la competitividad y el empleo

La patronal de fabricantes Anfac y los constructores de automóviles en España han dirigido una carta a las ministras de Industria, Reyes Maroto, y de Transición Ecológica, Teresa Ribera, para trasladarles su "enorme preocupación" por la "orientación que está tomando el debate" sobre los nuevos objetivos para la reducción de emisiones de CO2 de los turismos y vehículos comerciales ligeros.

Los fabricantes solicitan, asimismo, la colaboración de los ministerios para tratar de alcanzar, "en la medida de lo posible, un equilibrio razonable entre la consecución de los objetivos medioambientales, con los que estamos absolutamente comprometidos y el mantenimiento de la competitividad de la industria de automoción española". 

La misiva coincide con el acuerdo entre Gobierno y sector para elaborar un plan estratégico para la movilidad sostenible. Anfac, junto a Faconauto, Ganvam, Sernauto, Aniacam, UGT y CCOO, formará parte de un consejo estratégico constituido por los ministerios de Industria y Transición Ecológica.

Los fabricantes -Renault, Seat-Volkswagen, Ford, PSA, Iveco, Daimler, Nissan y Opel- se muestran preocupados por la votación, el pasado 4 de octubre, en el Parlamento Europeo de una propuesta del 40% de reducción sobre los objetivos de emisiones de 2021. Dicha propuesta "excede de manera muy significativa los objetivos propuestos por la Comisión Europea", denuncian en la misiva.

Así, la industria automotriz española solicita a las ministras que, de cara al posicionamiento de España, se establezca "un objetivo de reducción de emisiones de CO2 razonable y un paquete de medidas de flexibilización que ayuden a la consecución de este objetivo".

En este sentido, los firmantes consideran que es prioritario que la reducción de emisiones de CO2 no vaya más allá del objetivo del 30% planteado en la propuesta de la Comisión Europea. Esta meta ya es "muy ambiciosa", con lo que "parece desproporcionado que se estén discutiendo niveles de reducción aún más ambiciosos" y que serán "muy complicados de alcanzar sin asumir unos costes económicos y sociales muy importantes".

Los fabricantes, que defienden "una transición ordenada y no forzada que minimice los posibles efectos adversos". "Los impactos en términos de empleo de unos objetivos demasiado ambiciosos serán particularmente perjudiciales en los países más industrializados, como España", advierten.

Finalmente, la Asociación Española de Fabricantes de Automóviles y Camiones considera necesario que se incluya un paquete de medidas de flexibilización que ayuden a la consecución de los objetivos. Entre sus propuestas, se incluye que se incentiven los vehículos híbridos enchufables, que no se introduzca un sistema de penalización para los fabricantes que no alcancen las cuotas de vehículos de bajas y cero emisiones y que se diferencie "el nivel de ambición entre los turismos y los comerciales por presentar barreras técnicas y de uso diferenciadas". 

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña