Concesionarios | Entra en vigor el Plan Moves de ayudas a la compra de vehículos alternativos

Los vehículos ligeros eléctricos se subvencionarán con 5.000 euros, más un descuento de 1.000 euros del fabricante.

También se analizará qué supondrá la irrupción de la batería del coche eléctrico
El plan también dará subvenciones a la instalación de puntos de recarga de vehículos eléctricos

Este martes ha entrado en vigor el Plan Moves, que establece una serie de ayudas a la compra de vehículos alternativos. El Gobierno prevé destinar 45 millones de euros para mejorar la calidad del aire de las ciudades y luchar contra el cambio climático.

El Programa de Incentivos a la Movilidad Eficiente y Sostenible estará coordinado por el Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE). Su gestión correrá a cargo de las comunidades y ciudades autónomas, que efectuarán convocatorias en sus respectivos territorios para el reparto de los importes que les han sido asignados y distribuir las ayudas entre los beneficiarios finales.

Entre el 20% y el 50% de las ayudas se destinarán a la compra de vehículos alternativos. Otro 30-60% irá dirigido a la implantación de infraestructuras de recarga, con un mínimo del 50% para puntos de recarga rápida o ultrarrápida. La implantación de sistemas de préstamos de bicicletas eléctricas representará del 5% al 20% del presupuesto asignado. Finalmente, el apoyo a planes de transporte en centros de trabajo podrá disponer hasta del 10%.

Dentro de esas ayudas a la compra de vehículos con propulsión alternativa, los importes serán de 700 euros para motos eléctricas, de 5.000 euros para la compra de vehículos ligeros eléctricos y de 15.000 euros para  camiones y autobuses alternativos. Los incentivos para vehículos de gas se reservan para camiones y furgones, dado que las alternativas eléctricas no cuentan con el suficiente desarrollo.

Paralelamente, la Administración exigirá a los fabricantes, importadores de vehículos o puntos de venta un descuento mínimo de 1.000 euros por vehículo, excepto para las compras de cuadriciclos y motos. El Gobierno pretende con ello que los potenciales beneficiarios de la ayuda estatal cuenten con un incentivo adicional para pasarse a la movilidad sostenible.

En cuanto a los puntos de recarga de vehículos eléctricos, tanto públicos como privados, y a los sistemas de préstamo de bicicletas eléctricas, las ayudas serán de un 30% o un 40% del coste subvencionable, dependiendo del tipo de beneficiario, con un límite de 100.000 euros.

Finalmente, el Plan Moves establece una ayuda del 50% del coste subvencionable para la implantación de Planes de Transporte a los Centros de Trabajo, con un límite de 200.000 euros por beneficiario.

Adicionalmente a este programa, se habilitará posteriormente una línea de 15 millones de euros para apoyar proyectos singulares de movilidad sostenible que trabajen en ciudades patrimonio de la Humanidad, en municipios con alto índice de contaminación o ubicados en islas, o en proyectos de innovación en electromovilidad.

Cursos de Academia Infotaller

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña