Refinish LAB

| Cuándo y por qué aplicar pintura monocapa | -

Cuándo y porqué aplicar pintura monocapa
La pintura monocapa es una correcta solución en según qué casos, ofreciendo numerosas ventajas

Elegir un sistema de pintura u otro a la hora de realizar una reparación en el taller de carrocería, dependerá de diversos factores como pueden ser el tipo de reparación que queramos acometer, el color a reparar, o el tiempo de trabajo destinado. En este sentido, la elección de una pintura monocapa que se ajuste a las necesidades y objetivos de la reparación, puede aportar numerosos beneficios que ayuden de forma directa a incrementar la rentabilidad final del trabajo.

Desde BESA LAB, hemos considerado interesante a través del siguiente post, exponer las ventajas de emplear la pintura monocapa en carrocería y en qué casos puede ser una correcta solución que se ajuste a las necesidades del proceso de reparación.

En primer lugar, como profesionales debemos diferenciar en qué tipo de reparaciones puede ser más conveniente decantarse por un sistema de pintado monocapa. Un factor determinante será el tipo de color a aplicar. En este sentido, en reparaciones de colores sólidos, puede ser una opción interesante, ya que nos permitirá obtener un resultado de gran calidad y durabilidad, a un coste más reducido, gracias entre otras cosas, al empleo de una menor cantidad de material y reducción del tiempo de trabajo.

Por otro lado, en sectores como el repintado de vehículo industrial (camiones, remolques, autobuses), flotas comerciales o vehículos ligeros, es también común el uso de una pintura monocapa de brillo directo, que ofrezca un excelente equilibrio entre resistencia y durabilidad. En este tipo de vehículos, por sus propias características, suele producirse un mayor deterioro de la superficie, por lo que será necesario aplicar una pintura que ofrezca calidad y funcionalidad a partes iguales.

Entre las ventajas más destacadas del uso de pintura de brillo directo destaca en primer lugar una mayor velocidad de trabajo. Al no tener que aplicar la capa final de barniz, la pintura monocapa nos permite eliminar un paso en la reparación, así como reducir otros procesos de trabajo como enmascarado, limpieza de herramientas, mezcla de producto, etc.

Otra ventaja es que la pintura monocapa es más económica que la pintura bicapa, lo que a la postre se reflejará en el coste total de la reparación y la rentabilidad del taller. Además, como hemos apuntado, el consumo de producto total es menor, al no ser necesario aplicar la mezcla de barniz. Por último, al reducir los tiempos de secado en cabina, este tipo de pintura nos ayudará a disminuir el gasto energético, un coste que a la larga puede tener una alta incidencia en la cuenta de resultados del taller.

Un buen ejemplo de sistema de pintura monocapa es URKI-MIX PRO, un sistema de pintura especialmente dirigido al repintado del automóvil y vehículo industrial de excelente rendimiento y poder de cubrición, con el que poder conseguir una alta rentabilidad y acabados de óptima calidad.

El sistema URKI-MIX PRO cuenta con todos los elementos necesarios para obtener un perfecto acabado, gracias a su fácil uso y excelente colorimetría, así como la integración de diferentes componentes dirigidos a optimizar el pintado de vehículos monocapa. Con URKI-MIX PRO tendrás acceso a más de 40.000 colores monocapa, la práctica totalidad de colores del mercado formulados en brillo directo, cumpliendo con la normativa vigente de emisiones VOC

Si deseas obtener más información sobre este producto, puedes hacer click aquí.

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña