Neumáticos | El coche autónomo del futuro montará neumáticos esféricos

Goodyear acaba de presentar Eagle-360 un prototipo pensado para estos vehículos.

El coche autónomo del futuro montará neumáticos esféricos El coche autónomo del futuro montará neumáticos esféricos
El coche autónomo del futuro montará neumáticos esféricos

Tras 117 años de historia, Goodyear acaba de presentar un neumático con una apariencia totalmente distinta a la de los actuales: una esfera.

El Eagle-360, presentado en el Salón del Automóvil de Ginebra, ha sido realizado con una impresora 3D, y refleja la visión que Goodyear tiene sobre la conducción del futuro, "cuando, según las predicciones, los vehículos autónomos sean los más habituales".

Así, según un reciente estudio de Navigant Research, en 2035 se espera que las ventas anuales a nivel mundial de vehículos con capacidad de conducción autónoma se sitúen en 85 millones de unidades.

Además, según el informe 2016 de J.D. Power sobre las alternativas tecnológicas en los Estados Unidos, los consumidores están muy preocupados sobre cómo la tecnología permitirá garantizar la seguridad en los coches autónomos.

La singular forma del Eagle-360 puede contribuir a incrementar estos niveles de seguridad y manejabilidad, para así responder a los requisitos de la movilidad autónoma.

Su forma esférica permite al neumático moverse en todas direcciones. Además, reduce el deslizamiento que puede sobrevenir por riesgos potenciales, como el hielo negro o los obstáculos imprevistos, potenciando la seguridad, y al mismo tiempo permite una conducción suave, al crear un movimiento lateral fluido.

Para conectarse con la carrocería del automóvil, el prototipo de Goodyear emplea la levitación magnética, de forma similar al funcionamiento de los trenes que funcionana con esta tecnología, lo que "aumenta el confort de los pasajeros y reduce el ruido", según el fabricante.

“Aunque este neumático es sólo un prototipo, es un reflejo de algunas de las ideas más innovadoras de Goodyear y del modo en que se afrontarán las necesidades de los futuros conductores”, dijo Jean-Claude Kihn, presidente de Goodyear EMEA. “También esperamos que sirva de inspiración para el sector del automóvil, mientras seguimos colaborando en encontrar juntos soluciones para el futuro”.

El prototipo Eagle-360 incorpora tres características que lo hacen más novedoso. En primero lugar, incorpora en su interior unos sensores que rastrean las condiciones de la carretera (situación meteorológica o el estado de la calzada), comunicando esta información al coche, así como a otros vehículos, para mejorar la seguridad.

Además, otros sensores registran y regulan el desgaste del neumático para incrementar el kilometraje. Por último, como la banda se produce con una impresora 3D, permite personalizar el neumático en función del lugar de residencia del conductor.

El diseño del Eagle-360 cuenta con elementos de biomímesis (imitación de la naturaleza), un principio que Goodyear utiliza en sus diseños. Así, la banda imita la forma de un coral y sus bloques y surcos multidireccionales contribuyen a asegurar una buena superficie de contacto.

También, el fondo de los surcos cuenta con los mismos elementos que una esponja natural, que se vuelve rígida cuando está seca y se ablanda al mojarse, para ofrecer unas buenas prestaciones de conducción, así como resistencia al aquaplaning. Asímismo, este tipo de textura también absorbe el agua de la carretera y la expulsa por la huella del neumático, mediante una fuerza centrífuga, reduciendo el riesgo de aquaplaning.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña