Concesionarios | Los Seat del ‘dieselgate’ contaminan cinco veces más

El informe de la policía señala que los coches analizados alteran los resultados al detectar que se les somete a una prueba.

Las pruebas en condiciones reales reflejan que León supera tres veces las cifras homologadas. Las pruebas en condiciones reales reflejan que León supera tres veces las cifras homologadas.
Las pruebas en condiciones reales reflejan que León supera tres veces las cifras homologadas.

El Ministerio del Interior acaba de dar a conocer el informe realizado por el Grupo de Medio Ambiente de la Dirección General de la Policía ordenado por la Fiscalía de la Audiencia Nacional que investiga el caso del dieselgate del Grupo Volkswagen.

En los resultados de dicha investigación se afirma que las emisiones de óxido de nitrógeno de los Seat que equipan el software del escándalo Volkswagen son cinco veces superiores a las homologadas en caso de que no detectara que es objeto de pruebas de laboratorio.

Hasta el momento, la policía ha llevado a cabo diferentes pruebas en los modelos Altea TDI de 1.6 litros con una potencia de 77 kilovatios (105 caballos) y León TDI de 2.0 litros y 125 kilovatios (170 caballos), los dos con el citado software. En ambos casos se les ha reproducido el ciclo de homologación Nedc (New European Driving Cycle) en laboratorio según la normativa Euro.

Los límites de emisiones contaminantes cuando se lanzaron dichos modelos eran 0,18 gramos por kilómetro. En los test Nedc, se comprueba que ambos vehículos están por debajo, ya que el Altea registra 0,140 g/km y el León 0,145 g/km.

Al elevar la temperatura 10 grados en las condiciones de los test de laboratorio Nedc, las emisiones del Altea pasan a ser cuatro veces superiores a lo homologado (0,572 g/km), mientras que el León emite dos veces más (0,362 g/km). Si se aumenta el 10% la velocidad, el Altea se dispara a 0,456 g/km y el León a 0,167 g/km.

Asimismo, la simulación de este ensayo en pista, sin que actúe el software, arroja cifras aún más altas: 0,8 g/km en el Altea y 0,5 g/km en el León.

Las pruebas en condiciones reales de uso reflejan que el Altea supera cuatro veces las cifras homologadas, con 0,67 g/km, y el León tres veces, hasta 0,5 g/km.

Según Vilches Abogados, que cuenta con una plataforma de afectados por el caso Volkswagen, estos datos confirman que las emisiones NOx se reducen cuando entra en funcionamiento el software analizado.

Además, asegura que las soluciones técnicas presentadas por el consorcio alemán conllevarán "sin lugar a dudas" un aumento en el consumo de combustible en los vehículos que modifiquen dicho software.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña