Reparación | Preocupación por el envejecimiento del parque automovilístico

La edad media de los turismos es de doce años, señala Amda.

Coches circulando en Palma de Mallorca
Coches circulando

La Asociación Madrileña de Distribuidores de Automóviles (Amda) ha advertido del preocupante aumento de la edad media de los vehículos del parque automovilístico. La asociación afirma que “para los turismos, la edad media alcanza los 12 años; en los vehículos comerciales ligeros se incrementa hasta los 12,5 años y en los industriales a los 14 años”.

“Esta elevada edad media se traduce en que hay más de 7 millones de vehículos de más de diez años circulando por nuestras carreteras y calles. Todos ellos en gran desventaja con los actuales en temas de seguridad activa y pasiva”, apunta Moisés González, presidente de la asociación.

Amda destaca los sistemas de asistencia a la conducción que incrementan la seguridad y se basan en la utilización de sensores de proximidad, radares de media y larga distancia, cámaras de vídeo y procesadores.

  • Asistente de ángulo muerto: emite un aviso visual en una esquina del retrovisor exterior izquierdo o derecho cuando se aproxima un coche por detrás hasta una distancia de cien metros.
  • Control de crucero adaptativo: es capaz de detectar la presencia de un vehículo situado por delante y adaptar su velocidad a este. Cuando vuelve a tener vía libre recupera la velocidad programada.
  • Detector de fatiga: localiza periodos de inactividad en la dirección seguidos de un movimiento brusco. Esto se une a la velocidad, la hora y el tiempo de conducción para calcular si es necesario avisar al conductor de su exceso de fatiga.
  • Asistente de mantenimiento de carril: se activa cuando las ruedas pisan las líneas que delimitan el carril si no se ha conectado el intermitente correspondiente.
  • Asistente anticolisión: detecta el vehículo que precedente, calcula su velocidad y la del vehículo y en caso de acercarse demasiado deprisa aproxima las pastillas de freno a los discos para reducir el tiempo de reacción. Además emite diferentes avisos al conductor. Si finalmente el conductor no reacciona, el vehículo tensa los cinturones de seguridad y frena él solo para evitar el alcance.
  • Frenada de emergencia: en caso de realizar una frenada de emergencia, los vehículos equipados con sistema de frenada electrónica son capaces de multiplicar la presión del pedal de freno para evitar la inminente colisión.
  • Visión nocturna: este sistema mejora la profundidad de campo en conducción nocturna y, según modelos, es capaz de detectar obstáculos y diferenciar entre ellos (peatones o ciclistas).
  • Detección de peatones y ciclistas: discrimina los peatones y ciclistas entre el resto de obstáculos, los marca en la pantalla avisando de su presencia y es capaz de frenar si existe riesgo de atropello.
  • Asistente al aparcamiento: gracias a sensores de ultrasonidos es capaz de detectar un espacio para aparcar el coche en línea y/o en batería, dependiendo del modelo, y girar el volante para hacer la maniobra.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña