Electromecánica | ¿Cómo sustituir el amortiguador delantero del Renault Megane 1.9dCi?

A través de la plataforma Tadis, los expertos de Tenneco describen el procedimiento para cambiar los amortiguadores E4750 de Monroe.

¿Cómo sustituir el amortiguador delantero del Renault Megane 1.9dCi?
Renault Megane 1.9dCi en el que se van a sustituir los amortiguadores delanteros

Con la colaboración de Tenneco y su plataforma de formación Tadis, los expertos realizan un proceso de sustitución del amortiguador delantero del Renault Megane 1.9dCi, para el cual se utilizarán los amortiguadores delanteros: E4750 de Monroe y el Mounting Kit: MK193.

El primer paso es abrir el capó y asegurarlo con la varilla de sujeción lateral. Para evitar el desmontar el plástico de protección superior, es necesario utilizar un alambre para fijar el plástico al capó teniendo siempre en cuenta el manipularlo con suavidad para no romperlo.

Hay que utilizar el elevador y proceder a desmontar la rueda del lado del amortiguador sobre el que se va a trabajar.

  1. Seleccionar la llave de vaso hueca de la medida adecuada.
  2. Utilizar la llave de carraca para trabajar sobre la llave de vaso.
  3. Seleccionar el cilindro fijador adecuado para la cabeza del tornillo que hay que aflojar o apretar.
  4. Utilizar la llave de vaso que bloqueará el cilindro fijador mientras se actúa sobre la tuerca con la llave de vaso hueca, apretándose o aflojándose.

Utilizando la herramienta adecuada, el siguiente paso es desmontar el tornillo de la barra estabilizadora de la columna de suspensión. A continuación, se desconecta el latiguillo de freno de la platina de sujeción unida al amortiguador. Aflojar el tornillo de fijación de la mangueta, que a su vez sujeta la platina en la que se conecta el latiguillo de freno, y presionar sobre el disco de freno y el cuerpo del amortiguador con movimientos enérgicos para proceder a extraer el amortiguador.

Luego es necesario aflojar los tornillos que sujetan la columna de suspensión a la torreta superior teniendo la precaución de sujetar la columna antes de soltar completamente el último tornillo, evitando así que caiga y dañe otros componentes.

El profesional continúa fijando la columna al banco de trabajo con un tornillo de banco y, a continuación, comprime el muelle utilizando un compresor de muelles profesional hasta que el cojinete superior puede girar libremente.

Una vez comprimido el muelle, hay que desmontar el tornillo de fijación superior de la columna de suspensión utilizando las herramientas adecuadas y posteriormente retirar el cojinete superior y el muelle de la columna.

El siguiente paso es extraer los amortiguadores nuevos de la caja y liberar el vástago (solo si son amortiguadores de gas) comprimiendo el muelle de sujeción que trae para su transporte con el fin de que se extienda completamente. Se compararán las cotas de altura de asiento de muelle y posición de los diferente anclajes de la columna de suspensión antigua con la nueva para asegurarse de que son equivalentes.

El profesional del taller debe colocar el nuevo tope de comprensión (PK) en su posición de trabajo (parte superior del vástago, 2 milímetros por debajo de donde comienza el rebajo para la rosca de fijación superior), y extraer los nuevos cojinetes de montaje superiores de las torretas (Mounting Kits) de la caja para comprobar que funcionan correctamente.

Luego es necesario realizar el montaje de la columna de suspensión con las piezas nuevas de manera inversa a su desmontaje, para ello se pone el muelle comprimido en su posición, colocando las dos partes del cojinete superior de torreta. Después se procede a añadir el tornillo de fijación superior de torreta (incluido en la caja de los amortiguadores) que fijará todo el conjunto.

Tras estos pasos, se aprieta de manera provisional el tornillo de fijación del vástago para conseguir la fijación de todos los elementos del conjunto antes de soltar el muelle de su compresor. Posteriormente este tornillo será reajustado mediante una llave dinamométrica a su par de apriete definitivo (6.1 daN.m).

Antes de soltar el muelle, hay que poner el final de la última espira del muelle en la posición que se indica (a unos 4 milímetros del final del rebaje existente en el asiento del muelle fijado a la columna), y al mismo tiempo colocar el cojinete de torreta superior (Mounting Kit) para que el final de la espira superior del muelle quede a unos 2 milímetros del tope plástico del mismo.

El muelle debe aflojarse mediante el compresor, asegurándose al finalizar que durante el proceso la posición de las espiras del muelle no han variado respecto al tope de plástico superior y la muesca del asiento de muelle inferior. El siguiente paso es fijar la columna de suspensión en su ubicación mediante los tornillos superiores de torreta, ajustándose mediante la llave dinamométrica (2.5 daN.m).

Hay que colocar la base del amortiguador en la mangueta y agregar el tornillo inferior de fijación en la mangueta junto con el soporte para el latiguillo de freno en su posición y apretarlo. Posteriormente, debe incluirse el cable del latiguillo de freno en su ubicación.

Como últimos pasos, el brazo de la barra estabilizadora debe ponerse en su ubicación y apretarse el conjunto. Este tornillo debe ajustarse con un par de apriete entre 4.1 daN.m y 5.8 daN.m, para justo después colocar la rueda y apretarla con los pares de apriete correspondientes y cubrir de nuevo el conjunto de la torreta con la cubierta protectora de plástico. Finalmente, se coloca la goma protectora de la cubierta de plástico, se ajusta y se cierra el capó.

Los expertos recuerdan que siempre hay que realizar la alineación completa de los ángulos de la dirección (caída, avances y paralelo) tras el montaje de los amortiguadores y antes de entrar el vehículo al cliente, según las especificaciones del fabricante.

Lo más / Electromecánica

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña