Electromecánica | Osram se prepara para el futuro con su gama de cables para eléctricos BATTERYcharge

Siguen los más altos estándares de seguridad y están fabricados con precisión. Cada cable funciona haciendo una conexión segura entre el punto de carga y el vehículo, creando un circuito que permite que la carga fluya hacia las baterías de transmisión.

Todos cables del fabricante tienen cinco metros de longitud y están equipados con un asa de carga ergonómica
Los cables de esta gama están equipados con un asa de carga ergonómica

Según Osram, la introducción de los vehículos eléctricos está impulsando una revolución en la conducción. Cada vez son más los propietarios de coches que optan por la electricidad como combustible, y el número de vehículos eléctricos en la carretera está creciendo rápidamente. Es por eso que el fabricante ya se ha preparado para el camino que se avecina.

"Tanto si ya forma parte de la revolución de los vehículos eléctricos como si está considerándolo, puede estar seguro de que Osram tiene la conexión adecuada para la mayoría de estos vehículos", explican desde la marca en relación a esta cuestión.  

Disponibles para una amplia gama de vehículos

Los cables de carga de Osram están diseñados para una amplia gama de vehículos diferentes, desde los totalmente eléctricos hasta los híbridos enchufables.

"Con un total de siete nuevos productos, ahora puede seleccionar el cable adecuado para su vehículo y  cargarlo en casi cualquier estación de carga, ya sea en movimiento, en el trabajo, mientras compra y, por supuesto, en casa con la estación de carga adecuada o incluso en un enchufe convencional", señalan. 

Los cables de carga de Osram para vehículos eléctricos están fabricados con precisión según los más altos estándares de seguridad. Cada cable funciona haciendo una conexión segura entre el punto de carga y el vehículo, creando un circuito que permite que la carga fluya hacia las baterías de transmisión.

Certificados por TÜV

Todos los cables del fabricante tienen cinco metros de longitud y están equipados  con un asa de carga ergonómica, "lo que pone la mayoría de los puntos de carga al alcance de la mano".

Fabricados con los más altos niveles de calidad, cumplen con la normativa europea aplicable, están protegidos contra la entrada de polvo y agua de acuerdo con la certificación IP65; son resistentes a los impactos y a los golpes según los estándares IK10; y están probados y certificados por TÜV

Cada cable tiene un ciclo de vida de hasta 20.000 horas, una garantía de 2  años y, para mayor protección, vieneN con su propio estuche "duradero, robusto y compacto", en palabras del fabricante.

Lo más / Electromecánica

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña