Electromecánica | Nuevo lubricante Eni i-Sint tech VK 0W30

Cumple las especificaciones que Volkswagen, Seat y Skoda exigirán para los mantenimientos de sus vehículos y se caracteriza, entre otros aspectos, porque favorece los arranques en frío y colabora a la economía de combustible.

Nuevo lubricante Eni i-Sint tech VK 0W30 especialmente diseñado para modelos del grupo Volkswagen
Sus intervalos de cambios son de 30.000 km para modelos de gasolina y 50.000 km para diésel

Eni amplía su gama de lubricantes i-Sint tech de alta calidad con el nuevo VK 0W-30, capaz de satisfacer las necesidades específicas de los principales fabricantes de automóviles. Por ejemplo, el Grupo Volkswagen lo recomienda desde enero de 2020 para su especificación 504.00+507.00, argumentando que la viscosidad 0W ofrece ventajas sobre la 5W en lo que respecta al comportamiento a bajas temperaturas.

El fabricante de lubricantes italiano responde a esta recomendación con el lubricante i-Sint tech VK 0W-30, de fórmula avanzada top synthetic, con muy altas prestaciones, específicamente diseñado para uso en turismos gasolina y diésel del grupo Volkswagen.

Como su homólogo Eni i-Sint 5W-30, este nuevo garantiza los mismos intervalos prolongados de cambio de aceite de acuerdo a los requisitos de la especificación LongLife III 504.00+507.00 del constructor automovilístico alemán: 30.000 km para los motores de gasolina y 50.000 km para los motores diésel o un máximo de 2 años. Además, es compatible con los filtros de partículas, gracias a su bajo contenido de cenizas sulfatadas, fósforo y azufre, y, como novedad, su grado de viscosidad hace que sea particularmente fluido a bajas temperaturas, favoreciendo los arranques en frío y colaborando a la economía de combustible. La presencia de bases tipo PAO (poli-alfa-olefina) garantizan al producto una extraordinaria estabilidad termo-oxidativa.

El desarrollo de la nueva especificación LongLife IV VW 508.00+509.00, con viscosidad 0W-20, está en línea con la estrategia de todos los fabricantes: reducir las emisiones de CO2 mediante un calentamiento más rápido del motor desde el arranque en frío y una menor viscosidad de bombeo, manteniendo al mismo tiempo los motores lubricados con el aceite más adecuado.

Desde 2018, Audi empezó a preconizar la especificación LongLife IV en los primeros cambios de aceite y desde mayo de 2021, Volkswagen, Seat y Skoda establecerán como obligatorio el uso del mismo estándar de aceite utilizado en el primer llenado para las operaciones de mantenimiento que incluyan el cambio de lubricantes; es decir; LongLife IV: Norma VW 508.00+509.00 -Viscosidad 0W-20 y LongLife III: Norma VW 504.00+507.00 -Viscosidad 0W-30.

Lo más / Electromecánica

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña