Elige calidad, elige confianza

| El buen estado del sistema de distribución, clave para la salud del motor | -

Las averías en el sistema de distribución conllevan reparaciones de coste elevado
Las averías en el sistema de distribución conllevan reparaciones de coste elevado

Este mes, desde ‘Elige calidad, elige confianza’ (ECEC), iniciativa formada por los principales fabricantes de componentes de automoción de primer equipo, subrayan la importancia del papel que desempeña el sistema de distribución de los vehículos.

Las compañías adheridas a ECEC y especializadas en el desarrollo de este componente, coinciden en la importancia del buen estado del sistema de distribución para garantizar el correcto funcionamiento del motor y así evitar averías que conlleven reparaciones de coste elevado, en ocasiones, “por un precio superior al valor de mercado del vehículo en ese momento”, puntualizan desde la iniciativa.

En este sentido, recomiendan cumplir con exactitud, incluso con antelación, los intervalos de sustitución que marca el fabricante. Y es que, en este componente, el mantenimiento preventivo es determinante. Según ECEC, el sistema de distribución no da señales previas al fallo o rotura, por lo que sobrepasar los intervalos de sustitución nos expone a averías graves del motor. En este punto, destacan que “esta no es solo una cuestión que comprometa nuestro bolsillo, sino también la seguridad de los pasajeros”.

La calidad del componente también es importante, pues “un sistema de distribución de calidad deficiente puede dar lugar a la rotura de piezas individuales como tensores o rodillos, lo que puede ocasionar un desplazamiento de la correa de distribución y su rotura por interferencia”, apuntan desde la iniciativa, y advierten que, en este caso, se daría una alta probabilidad de rotura de elementos internos del motor, tales como válvulas o árbol de levas, lo que conduciría a una avería grave del motor.

También señalan que los distintos componentes que forman parte de un sistema de distribución, es decir, no solo la correa o cadena de la distribución, sino también las poleas, guías y tensores, están todos ellos interrelacionados, por lo que, si uno de ellos falla o simplemente no funciona correctamente, hará que los otros componentes se vean afectados y no realicen su función de forma correcta. Esto llevaría, no solo a una avería, sino también a un mayor consumo del motor y a la consecuente mayor emisión de CO2, por lo que, en este sentido, es recomendable reemplazar todos los componentes del sistema de distribución al mismo tiempo.

En cuanto a la seguridad, se ha de tener en cuenta que un fallo en el sistema de distribución afectará al motor, impidiendo su funcionamiento; lo que, en paralelo, provocará que los sistemas de seguridad activa del vehículo -sistemas de dirección asistida, servofrenos u otros componentes electrónicos-, cuyo funcionamiento depende del motor, dejen también de funcionar.

Hacia dónde avanza el desarrollo de los sistemas de distribución

Muchos son los esfuerzos que el sector de componentes de automoción está volcando en el desarrollo de los sistemas de distribución.

Según las compañías fabricantes de sistemas de distribución ligadas a ECEC, estos trabajos están muy vinculados al desarrollo de los motores, que cada vez se enfocan más a una mayor optimización de los recursos para poder establecer un buen equilibrio entre las prestaciones del motor, el ahorro en el consumo y la reducción de emisiones.

En este sentido, apuntan que en los trabajos de desarrollo de este sistema de componentes podemos encontrar “desde gestión electrónica de bombas de refrigerante, hasta variadores eléctricos de árboles de levas, pasando por poleas desacopladoras de sistemas auxiliares”, todo ello, orientado al aprovechamiento de la energía en las condiciones óptimas de funcionamiento minimizando pérdidas por fricciones e inercias.

Con todo ello, recuerda que compartir estas recomendaciones e información con los clientes de tu taller te ayudará, no solo a concienciarle acerca de la importancia de un adecuado mantenimiento del vehículo para elevar la seguridad y la vida útil del mismo, sino que el cliente percibirá en ti un servicio de calidad, convirtiendo a tu taller en su taller de confianza.

Si quieres que esa percepción aumente y se afiance, asesórale siempre que puedas. Ayúdale a saber detectar las señales de alerta que da el vehículo y las consecuencias que puede tener que algún componente esté comenzando a fallar.

Así, desde ECEC invitan a todos los profesionales del taller mecánico a descargarse su nueva guía “Lecciones de confianza” con información de utilidad en este sentido. ¡Toda una lección de confianza!

Sobre el autor

"La calidad, sinónimo de primer equipo" es un espacio digital principalmente dirigido a los profesionales mecánicos, distribuidores y asociaciones. Con un tono ameno, directo y de concienciación, podrás conocer todas las novedades y orientaciones de los principales fabricantes de componentes de vehículos.

Lo más

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña