Chapa y pintura | Spies Hecker evoluciona sus herramientas de color

Un pintor de Spies Hecker Un pintor de Spies Hecker
Un pintor de Spies Hecker

Las tecnologías de la era digital, imprescinbles en un taller de chapa y pintura. Spies Hecker acaba de presentar la nueva gama de pintura base al agua Permahyd Hi-TEC (ver noticia) y, coincidiendo con el lanzamiento, ha desarrollado aún más sus herramientas y maquinaria de color.

Entre las novedades, está la posibilidad comparar en pantalla el color original y el de la reparación. Para conseguirlo, el pintor mide el color de la carrocería con el espectrofotómetro electrónico ColorDialog y este dato es transferido al programa CRPlus del ordenador. De esta forma, se muestra en pantalla el color medido comparado con el que hay en la base de datos de fórmulas. El operario puede comparar visualmente los dos colores e incluso sugerir correcciones. Cuando se produce la coincidencia entre los dos colores, el programa envía a la báscula los datos de formulación del color.

Para ahorrar costes, el software también calcula cuánta pintura será necesaria para cubrir una determinada superficie. Basta con seleccionar en el programa la pieza que se va a pintar y el sistema realiza los cálculos necesarios.

También hay novedades que facilitan el trabajo de los pintores cuando se trata de tonalidades metalizadas. Gracias a la herramienta Effect Index, es posible identificar un efecto metalizado determinado. Después se introducen los datos de grosor en el programa CRPlus, que devuelve la fórmula de la pintura y los pigmentos necesarios para hacerla exactamente igual.

Finalmente, se ha incluido un índice de códigos de barra en todas las pinturas de la nueva gama. Así, con un lector, el pintor puede cargar en el sistema una determinada tonalidad de manera automática. Incluso ahora los talleres pueden archivar los colores utilizados en una reparación para futuros arreglos, si son necesarios.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña