Reparación | ¿Qué ocurre al circular con el freno de mano activado?

En menos de un kilómetro la llanta del vehículo se parte.

Estado de la llanta tras la prueba
Estado de la llanta tras la prueba

Los despistes durante la conducción generan gran parte de las averías que posteriormente solucionan los profesionales del taller. Luces encendidas, pinchazos, filtros, son pequeños errores que desembocan en fallos costosos.

Desde el canal de Garage 54, realizan diferentes test sobre situaciones muy variopintas con los vehículos. En uno de sus últimos vídeos, del que se ha hecho eco ABC, este grupo de rusos cuentan qué ocurre cuando se circula con el freno de mano accionado.

Destacan que actualmente este es un problema menor, ya que los últimos modelos cuentan con un sistema de frenado electrónico, aunque los efectos, tanto sobre el neumático como sobre la llanta son impactantes.

La integridad de la rueda una vez iniciada la marcha con el freno de mano puesto no aguanta casi ni el primer kilómetro. Los materiales del neumático comienzan a desgastarse y desprenderse rápidamente hasta llegar a la cámara de aire que tarda poco en reventar. De ahí a la llanta pasan pocos segundos que, compuesta de aluminio, según explican en el post, comienza a desgastarse hasta que acaba por romperse.

Sin embargo, las consecuencias de este fallo no se limitan únicamente a la rueda, ya que tanto el motor como los componentes del freno se someten a un sobreesfuerzo que acaba por sobrecalentarse y posteriormente puede fallar.

Cursos de Academia Infotaller

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña