Chapa y pintura | Cómo retirar insectos de la carrocería sin dañar la pintura

Es clave actuar con rapidez y usando los productos adecuados, según Certified First

La acumulación de  mosquitos puede dañar la pintura
La acumulación de mosquitos puede dañar la pintura

La acumulación de insectos en la carrocería durante demasiado tiempo o retirarlos sin tomar las debidas precauciones puede dañar irremediablemente la pintura. Para prevenir que esto ocurra, Certified First presenta en su blog una serie de consejos, que el taller puede aportar a sus clientes para evitar rayones y otros desperfectos en la pintura.

  1. Humedecer bien la zona. Mantener la zona afectada húmeda evitará que la pintura se quede marcada y será más fácil retirar los restos de los insectos. Un buen truco es colocar una gran toalla mojada con agua y jabón sobre la zona de la carrocería con insectos dejarla actuar durante algunas horas (normalmente la noche). Otra opción es mojar la carrocería con una manguera de la estación de servicio.
  2. Actuar con rapidez. Aunque los insectos requieren algo más de tiempo sobre la pintura para dañarla que los excrementos de pájaro, conviene actuar con rapidez.
  3. Utilizar productos específicos para cada zona. Estos productos ayudan a facilitar la labor, pero es fundamental ser muy cuidadosos con las zonas de aplicación. Un producto destinado para la carrocería seguramente no será el más adecuado para emplearlo en los cristales, y viceversa.
  4. Finalizar la operación con un lavado general.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña