Chapa y pintura | MoonWalk de PPG, el gran salto en la mezcla de pinturas

Una nueva tecnología para automatizar el proceso, optimiza el consumo de producto y ahorra tiempo de trabajo en el taller.

Vista de la máquina de mezlca MoonWalk de PPG
Vista de la máquina de mezclas MoonWalk de PPG

Se acabó el trabajo totalmente manual de la mezcla de pintura en el taller con las máquinas convencionales. La automatización llega a este proceso con MoonWalk, el nuevo sistema desarrollado por PPG, cuyo lanzamiento “marca un momento histórico en el repintado de vehículos, revolucionando la forma en que operarán los talleres de reparación de carrocería en el futuro, y generando valor a partir de las operaciones de mezcla de colores”, señala PPG.

Madrid fue la ciudad elegida por la multinacional, en un espectacular evento, para la presentación a los países de la región EMEA de MoonWalk, un hito que culmina un ciclo muy intenso de tres años, que involucró a ingenieros I+D, técnicos de campo y clientes piloto del fabricante. El resultado, una solución robusta y asequible, diseñada para adaptarse a todas las salas de mezcla; una máquina “que cambiará definitivamente el nivel de expectativas de todas las partes involucradas en la industria del repintado de automoción”, explica la marca.

Con el uso de MoonWalk se reduce significativamente el desperdicio de producto, se ahorra tiempo de trabajo productivo y se transforma la sala de mezcla en un entorno más limpio, más seguro y atractivo. El consumo de pintura está totalmente optimizado gracias a una solución de dispensación lista para usar altamente precisa, libre de gotas, y de colores ajustados.

La automatización del proceso de la mezcla con el uso de MoonWalk mejora la velocidad, la calidad y la consistencia del color, con una máxima precisión que beneficiará a los técnicos del repintado y responsables de talleres de carrocería.

El paquete estándar MoonWalk incluye, además de la máquina mezcladora, un ordenador TouchMix Express, el sistema de gestión de color PaintManager XI de PPG, una báscula ultraprecisa de dos dígitos y una impresora de etiquetas. También la instalación, formación y garantía de tres años de la máquina mezcladora y del servicio de asistencia, con la opción de poder extenderla a cinco años.

Alban d’Epenoux, director de Negocio de PPG Refinish para la región CEMTA y líder de MoonWalk, aporta las claves del proyecto: “El foco en el cliente, la identificación de problemas y la innovación de los procesos son los pilares del proyecto MoonWalk”.

“En nuestro objetivo de convertir las ineficiencias en oportunidades rentables y en un valor tangible y medible para nuestros clientes, MoonWalk quiere establecer un nuevo estándar en la industria. Menos desperdicio de producto, más tiempo de valor añadido y sin desorden en el área de mezcla de pintura aportan imediatamente mayor eficiencia, calidad, productividad y satisfacción de los profesionales de cualquier taller que trabaje con MoonWalk”, añade el directivo de PPG.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña