Chapa y pintura | Tres de cada 10 coches nuevos en Europa eran blancos en 2015

Además, más del 75% estaban revestidos con colores 'acromáticos' (el propio blanco, el negro, el gris y plata).

Volkswagen Golf, coche más vendido en Europa en 2015 Volkswagen Golf, coche más vendido en Europa en 2015
Volkswagen Golf, coche más vendido en Europa en 2015

Que el blanco es el color preferido de los europeos para sus vehículos es algo ya sabido. Sin embargo, Basf ha cuantificado el uso de los colores en los coches nuevos en Europa durante 2015, en su último 'Informe europeo de colores OE de revestimientos de automoción'.

En él, Basf Coatings analiza la distribución de los colores preferidos por los consumidores en el año pasado en los turismos nuevos y desvela que "el porcentaje de vehículos blancos ha aumentado constantemente desde 2007 y ahora se sitúa en el 30%". Junto con negro, gris y plata, estos acabados 'acromáticos' representan más del 75% de los utilizados en los vehículos nuevos.

Mientras que el uso de esta gama de 'colores' se ha mantenido constante en los últimos años, donde se han producido cambios considerables han sido entre los colores cromáticos. En este área, el azul se destaca como el color más popular en las carreteras europeas, para todo tipo de coches. Mientras, el rojo y el marrón son los que también están representados con más frecuencia, aunque el marrón es especialmente popular en los SUV y el rojo en coches pequeños y medianos.

El informe también muestra que hay claras diferencias entre los distintos segmentos con respecto al color. Cuanto menor es el coche, más amplia es la gama de colores, mientras que los coches más grandes son los que, con más frecuencia, cuentan con efectos especiales.

En este sentido, según el informe de Basf, en 2015, más de la mitad de los coches nuevos en toda Europa fueron recubiertos con pinturas con efectos metálicos y el 16% presentaban efectos perlas. Por su parte, casi uno de cada tres coches tenía un acabado sólido puro, sobre todo, en el segmento de coches pequeños.

De este modo, si el coche preferido era blanco y el más vendido fue el Volkswagen Golf, se podría decir que el coche tipo matriculado en Europa en 2015, fue un Golf blanco. El modelo del fabricante alemán lideró las ventas el año pasado con 533.584 unidades, seguido del Ford Fiesta (314.532), el Renault Clio (305.305) su 'hermano' Polo (302,817) y el Opel Corsa que, con 269.765, completó el 'Top 5'.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña