Chapa y pintura | Cómo crea Seat una nueva gama de colores para sus vehículos

El proceso completo de cada color dura tres años, partiendo de un estudio de tendencias realizado por expertos.

Proceso de creación de colores Seat.
Proceso de creación de colores Seat.

Seat ha dado a conocer los pasos que sigue para conseguir nuevos colores para sus vehículos.

Así, la creación de una nueva gama cromática le supone un proceso de tres años de duración, partiendo de un estudio de tendencias del mercado realizado por expertos de la marca, según ha explicado la compañía en un comunicado del que se ha hecho eco Efemotor.com.

Tras el proceso de creación, en el laboratorio se mezclan combinaciones químicas para que, como en el caso de la gama cromática del Seat Arona, se puedan crear cien variaciones de un mismo color de la mezcla de cincuenta pigmentos diferentes y partículas metálicas.

Una vez definido, el color se tiene que probar sobre chapa para ver su aplicación y el efecto visual que produce.

“Se comprueban los matices y la profundidad del tono en piezas expuestas a la luz solar y a la sombra para asegurar que el color aplicado se corresponde con el que se había diseñado”, según precisa Jesús Guzmán, miembro del departamento de Color&Trim de Seat.

Ya en el taller, los coches se pintan a una temperatura de entre 21 y 25 grados, un proceso para el que se utilizan dos kilos y medio de esmalte, se destinan 84 robots y se emplean seis horas por vehículo.

Por su parte, las cabinas de pintura tienen un sistema de ventilación que evita que entre polvo del exterior e impide que queden impurezas sobre el coche recién pintado, apunta la marca.

Finalmente, la compañía indica que se aplican siete capas, que se secan en un horno a 140 grados, y, una vez pintado, se comprueba a través de un escáner que no hay ninguna anomalía en la aplicación. Este proceso dura 43 segundos.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña