Electromecánica | Qué pasos son necesarios para limpiar un filtro de partículas

El tipo de conducción, el lubricante del motor o una cantidad excesiva de hollín impiden la regeneración de este elemento.

Los FAO o DPF permiten retener las partículas y no expulsarlas a la atmósfera Los FAO o DPF permiten retener las partículas y no expulsarlas a la atmósfera
Los FAO o DPF permiten retener las partículas y no expulsarlas a la atmósfera

El filtro de partículas, también conocido como FAP o DPF, tiene la misión de retener las partículas de hollín con el fin de evitar su expulsión a la atmósfera. Así, para prolongar su durabilidad, dichas partículas se queman y eliminan.

Sin embargo, debido al tipo de conducción, el estado del lubricante de motor (tanto por degradación como por el tipo empleado) o el funcionamiento de los elementos que intervienen en la combustión, la excesiva carga de hollín en el filtro puede imposibilitar el proceso de regeneración.

En tal caso, se debe sustituir el filtro o proceder a su limpieza. Pero existen distintas formas de llevar a cabo este proceso, tal y como se muestra en el siguiente vídeo.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña