Electromecánica | ¿Cómo pueden los talleres adaptarse al futuro de la tecnología de frenado automático?

Los técnicos deberán adquirir nuevas habilidades y conocimientos de diagnóstico y electrónica, según Iberisa.

Los sistemas de frenado automático permiten reducir los accidentes de circulación
Los sistemas de frenado automático permiten reducir los accidentes de circulación

Las nuevas tecnologías poco a poco van modificando cada uno de los dispositivos que forman parte de los vehículos. Uno de ellos son los sistemas de frenado automático, elemento de asistencia en la conducción que, gracias a sensores y controles de freno, permite reducir los accidentes de circulación.

Algunos de estos sistemas, tal y como explica la compañía distribuidora Iberisa en un artículo que publica en su blog, evitan accidentes por completo, pero la mayoría reduce la velocidad antes de que se produzca una colisión.

Ante estos nuevos sistemas, ¿cómo deben adaptarse los talleres a esta nueva tecnología de frenado automático? ¿Cómo cambiarán los procesos de reparación?

En primer lugar, el post afirma que los profesionales deben planificar un futuro con menos reparaciones que vengan de choques traseros. Además, serán necesarias diferentes tecnologías y herramientas de reparación.

Como consecuencia de ello, los técnicos, apunta la empresa, deberán adquirir nuevas habilidades, incluidos conocimientos de diagnóstico y electrónica de vehículos.

Asimismo, la firma señala en su artículo que es fundamental no sacar del taller el vehículo sin haber reparado los posibles daños en los sensores, que suelen ubicarse en el paragolpes delantero y el parabrisas, además de cambiar o recalibrar todos los sistemas dañados.

Para ello, recomienda realizar pruebas de diagnóstico previas y posteriores a la reparación, las cuales ayudan a los técnicos a identificar códigos de problemas (DTC) antes de iniciar el proceso de reparación y una vez finalizado.

El post subraya que un vehículo no está listo para ser devuelto a su dueño hasta que todos los DTC se borran y se verifican como reparados. Para ello, los equipos de diagnosis son fundamentales.

En la actualidad, el frenado automático es una característica del 10% de los vehículos nuevos y está disponible como opcional en otro 50%. Pese a que en Europa aún no se ha establecido como obligatorio, en países como Estados Unidos el frenado automático deberá incluirse por ley en los nuevos automóviles a partir de 2022.

La mayoría de los fabricantes de automóviles en Estados Unidos ya se han comprometido voluntariamente a tener sistemas automáticos de frenado en todos sus vehículos para 2018. Esto representará, aproximadamente el 99 % de todas las ventas de vehículos en los Estados Unidos.

Lo más / Electromecánica

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña