Reparación | La venta online de recambios tendrá el 10% del mercado en 2020

La venta directa al usuario final se convertirá en algo normal, según la consultora Frost & Sullivan.

La venta online de recambios tendrá el 10% del mercado en 2020 La venta online de recambios tendrá el 10% del mercado en 2020
La venta online de recambios tendrá el 10% del mercado en 2020

Entre el 10 y el 15% de los ingresos derivados de la venta de repuestos se generará gracias a Internet en 2025, según un estudio realizado por la consultora Frost & Sullivan del que se hace eco Faconauto.

Dicho informe, además, analiza cómo la tecnología y el comportamiento de los consumidores cambiará el modo en que los conductores comprarán los recambios para sus coches o eligirán taller a medio plazo.

El comercio electrónico de piezas de recambio y accesorios va a vivir un auténtico 'boom' en los próximos años, alcanzando un negocio de 20.000 millones de dólares (más de 17.700 millones de euros) en 2020 en el mundo, con una penetración de mercado del 10%.

En los próximos años, según el mismo estudio, se desencadenará una 'guerra' entre los distribuidores tradicionales y los nuevos actores online, que ya han cogido parte del 'pastel' de las ventas a usuarios finales, pero que también están luchando por captar la venta a profesionales del sector, como talleres o flotistas. El “gigante” del comercio electrónico en china Alibaba va por esta vía, y ha puesto su punto de mira en Estados Unidos. Itaro, por ejemplo, ha entrado en Brasil con otro portal para profesionales.

La venta directa al usuario final también se convertirá en algo normal. Y ya hay ejemplos: el fabricante de componentes Bosch ha creado una tienda online en la página líder de comercio electrónico en China, TMall, con gran éxito en su primer año de vida. Muchos otros fabricantes están vendiendo sus repuestos directamente al dueño del coche, en una tendencia que será normal en los mercados emergentes, porque tienen un mercado de piezas de repuestos poco estructurado.

Sin embargo, esto también llegará al mercado europeo y estadounidense. Goodyear o Michelin ya están vendiendo directamente a sus clientes, a través de portales donde el conductor adquiere las ruedas sin la participación de un intermediario. 

Pero habrá otros retos, como la confluencia de ambos modelos de negocio, el de la venta al consumidor final y venta al profesional. El estudio de Frost & Sullivan apunta que al sector de la posventa llegarán servicios online similartes a los que ya desarrollan Expedia o TripAdvisor, el famoso portal de viajes. Así, cada vez serán más usuales portales de Internet que conecten clientes con talleres en su área geográfica de influencia en función de sus necesidades.

Por ejemplo, la empresa estadounidense Openbay ha lanzado una aplicación móvil que permite hacer un diagnóstico remoto de la avería, propone al cliente diferentes presupuestos provenientes de talleres de su zona y, una vez arreglado el vehículo, éste puede pagar online la reparación. Estas nuevas plataformas podrían evolucionar y ser también intermediarías entre distribuidores de piezas y talleres.

Muchas de estas transformaciones serán impulsadas por nuevos actores “surgidos” de la nada, como la francesa Oscaro, que también tiene presencian en España, US Auto Parts Network, en Estados Unidos, o por la influencia que pueda tener Amazon, que también está apostando con fuerza por entrar en este nicho.

Mientras, las marcas de coches se están viendo obligadas a mover ficha. BMW han abierto su propio espacio de venta de recambios en portales como eBay o Tmall. General Motors ha introducido alguna función de diagnóstico de averías en su plataforma OnStar, y no queda muy lejos la posibilidad de cerrar citas con el taller desde el propio coche.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña