Reparación | Los talleres gallegos reciben centenares de vehículos averiados por una partida de gasóleo adulterado

Los talleres gallegos reciben centenares de vehículos averiados por una partida de gasóleo adulterado Los talleres gallegos reciben centenares de vehículos averiados por una partida de gasóleo adulterado
Los talleres gallegos reciben centenares de vehículos averiados por una partida de gasóleo adulterado

En los últimos días, los talleres gallegos han recibido varios centenares de turismos y camiones averiados por el mismo motivo: algún elemento adulterado en su combustible había afectado a los filtros de gasóleo y provocado su parada en seco al alcanzar los cinco grados.

Al parecer, la avería, atribuida incialmente al sistema de inyección, se debe a la existencia de un exceso de parafina en una partida de gasóleo A adulterada que, al solidificarse, atasca los filtros y no deja pasar el combustible. Los coches más modernos, con sofisticados sistemas de inyección, son los que se han visto más afectados.

Luis Abelleira, el presidente de la Federación Gallega de Talleres (Fegat), ha asegurado al diario La Voz de Galicia que ni los concesionarios ni los fabricantes de coches son responsables y que esta avería no entra dentro de la garantía de los vehículos. Por eso, Fegat recomienda a los conductores afectados que paguen la reparación, que asciende a unos 400 euros y, con la factura del taller y de la gasolina, reclamen esta cantidad a la gasolinera que les suministró el combustible.

El gasóleo adulterado procede de la refinería de Repsol en A Coruña, que no sólo llega a las estaciones de sus filiales (Repsol, Campsa y Petronor), sino también a las de otras marcas como Shell o Cepsa. Las gasolineras implicadas esperan que Repsol asuma su responsabilidad. Si no, serán las aseguradoras de las gasolineras las que tendrán que hacerse cargo de las reparaciones.

Y el problema puede agravarse. Fegat ya ha alertado de que los sistemas de alimentación de estos vehículos pueden tener nuevas averías en el futuro si todavía tienen restos de parafina. De hecho, los talleres que reparan estos coches están incluyendo en sus facturas esta advertencia, para que el conductor pueda reclamar a las gasolineras si surgen más problemas. El taller le hace un favor al cliente al añadir esta coletilla en la factura, explica el presidente de Fegat.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña