Reparación | Los sistemas de seguridad también ayudan al taller

Los sistemas de seguridad pasiva salvan vidas Los sistemas de seguridad pasiva salvan vidas
Los sistemas de seguridad pasiva salvan vidas

Los sistemas de seguridad de los vehículos son cruciales para la salud de sus ocupantes, pero también influyen positivamente en las cuentas de las empresas de reparación. Un estudio de la Fundación Mapfre indica que en 2012 se repararon más de 52.000 vehículos cuyos sistemas básicos de seguridad pasiva habían saltado por un accidente y, por tanto, preservado la integridad de los clientes del taller.

En total, la Fundación Mapfre calcula que el importe de esos trabajos en el taller ascendió a 318 millones de euros. La reparación de los sistemas de seguridad pasiva, tales como airbags o cinturones de seguridad, se suma en la mayoría de estos casos a las habituales en siniestros.

El estudio también explica que algunos de los elementos básicos de seguridad, como airbags frontales, ABS o ESP están presentes de forma masiva en los vehículos, gracias a las normas de seguridad de la Unión Europea y al esfuerzo de los fabricantes que, a pesar de la crisis económica, continúan desarrollando sistemas tecnológicos innovadores a costes cada vez menores.

Asimismo, el informe subraya que otros sistemas con un gran potencial para evitar lesiones y accidentes en los próximos años, como el sistema de alerta de colisión con frenado automático, tienen aún una presencia “casi testimonial” como elemento de serie en los automóviles, aunque son “imprescindibles” para evitar “accidentes mortales y graves”.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña