Reparación | Un herido por arma blanca se refugia de su agresor en un taller

El dueño del establecimiento tuvo sacar una barra de hierro para mediar en la reyerta.

Un herido por arma blanca se refugia de su agresor en un taller Un herido por arma blanca se refugia de su agresor en un taller
Un herido por arma blanca se refugia de su agresor en un taller

Dos hombres, de 54 y 49 años, revolucionaron Torrellano, pedanía del municipio alicantino de Elche, tras producirse un ajuste de cuentas, que acabó con uno de ellos detenido por la Policía Nacional tras herir en una mano y en el abdomen con una navaja al otro, que se defendía con un palo provisto de un pincho.

Los dos hombres, según publica el diario Información, eran conocidos y, al parecer, el de mayor edad había faltado a una cita con el otro días atrás. Este supuesto 'plantón' provocó la ira del menor que un par de días después se desplazó a la puerta de la casa de su conocido, en Torrellano, para hablar con él.

Éste trató de despachar la visita desde la ventana pero el presunto agresor, según fuentes cercanas al caso mecionadas por dicho medio, le amenazó con pincharle las ruedas del coche, y de hecho empezó a rasgar los neumáticos de un vehículo pensando que era el de su conocido, aunque resultó ser de otra persona.

El interpelado, al ver la violencia de su conocido, bajó a la calle y los dos se enzarzaron en una pelea, hasta que el de 49 años sacó una navaja y le provocó heridas en una mano y el abdomen. El herido, que se defendía con un bastón provisto con un pincho, buscó refugio en un taller cercano, hasta donde le siguió el agresor.

Una vez allí, los trabajadores del establecimiento de reparación trataron de calmarles y llamaron a los servicios de emergencia. De hecho, según indicó el dueño del taller al diario, "tuve que coger una barra de hierro para intimidar al hombre de la navaja que no paraba de decir que quería matar al otro".

El herido fue trasladado al hospital donde fue atendido, mientras que la Policía Nacional detuvo, poco después, al agresor que, tras prestar declaración, pasó a disposición judicial.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña