Reparación | ¿Hay que entregar piezas sustituidas en reparaciones en garantía?

Ganvam aclara que, en este tipo de operaciones, el cliente es el vendedor del vehículo y no su propietario.

Las relaciones con los clientes suscitan muchas consultas de talleres Las relaciones con los clientes suscitan muchas consultas de talleres
En reparaciones en garantía no es necesario entregar piezas al cliente

¿Hay que entregar al cliente las piezas sustituidas en una reparación en garantía? Se trata de una duda común en el sector de la posventa de automoción, a la que la patronal Ganvam trata de dar una respuesta.

Según aclara Ganvam, lo primero que hay que tener en cuenta es que, en reparaciones cubiertas por la garantía, el cliente es el vendedor del vehículo y no su propietario. Por ello, en estos casos no rige la obligación general de entregar las piezas sustituidas después de la reparación al usuario final, excepto que el usuario haya renunciado previamente a ese derecho. El taller las entregaría, en todo caso, al vendedor del vehículo si las reclamara.

De este modo, el propietario del vehículo no tiene derecho a reclamar las piezas sustituidas en la operación, un derecho que correspondería, en todo caso, al vendedor del automóvil.

¿Qué ocurre si el vendedor es también taller? Exactamente lo mismo: el vendedor en este caso está cumpliendo con la obligación de reparar de forma gratuita el vehículo, por lo que no tiene obligación de entregar las piezas sustituidas al propietario.

¿Y si se repara el vehículo en un taller concertado? En este caso el cliente de ese centro reparador es el propio vendedor y, por tanto, es a él a quien el taller tiene la obligación de entregar las piezas reemplazadas y no al propietario del vehículo.

En cualquier caso, Ganvam explica que, si el cliente tuviera alguna duda sobre la reparación o quisiera hacer alguna reclamación, no hay motivo alguno para negarle el acceso a las piezas sustituidas. Llegado a este punto, lo correcto es ponerlas a disposición del Colegio Arbitral o del Juzgado que las necesite para examinar el caso.

En esta situación, lo aconsejable es que el reparador prepare un escrito en el que indique que no se entregan al cliente las piezas sustituidas porque se trata de una reparación de garantía, pero se ponen a disposición de las autoridades.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña