Reparación | Los coches con más posibilidades de acudir al taller

Fiat Panda, Peugeot 107 o Chevrolet Matiz, entre los modelos más proclives a necesitar reparaciones.

Un operador en faena en el interior de un taller Un operador en faena en el interior de un taller
Un operador en faena en el interior de un taller

¿Cuáles son los coches con más posibilidades de que entren en tu taller? De microurbanos a compactos, hay varios modelos que adolecen de determinados fallos y que son "negocio seguro" para el centro reparador, según un informe del Comisariado Europeo del Automóvil.

Averías como el desgaste prematuro de las pastillas, discos de frenos y rótulas de la suspensión, fugas de aceite lubricante del motor o del líquido hidráulico de los amortiguadores, rotura de la caja de cambios, deterioro de la dirección o fallos reiterados de las lámparas de alumbrado son algunas averías mecánicas comunes.

¿Y quienes las sufren más? En modelos pequeños, el Fiat Panda (2003-2012) tiende a un desgaste prematuro de las rótulas de suspensión, a fugas de aceite motor y la caja de cambios. Por su parte, las pastillas y los discos de freno del Peugeot 107 (2008-2013) y del Chevrolet Matiz (1998-2010) se desgastan también prematuramente.

En los vehículos urbanos, las fugas de aceite del motor y los desajustes en las rótulas delanteras son un problema en el Citroën C2 (2004-2012). También en el Citroën 206 (1999-2013), donde el desgaste prematuro de los discos y pastillas de frenos es otro fallo, al igual que en el Citroën C3 (2001-2012), que también tiene problemas en la centralita del motor y fugas de aceite, y en el Peugeot 207 (2006-2013). En este modelo también da problemas la centralita electrónica.

En los compactos, por citar algunos ejemplos, el New Beetle de Volkswagen (1998-2011) sufre el deterioro prematuro de las rótulas, de los brazos de suspensión y los cojinetes del eje trasero, junto al irregular desgaste de los discos de frenos. El Dacia Logan (versión 2005-2013) tiende a tener fugas del aceite del motor, de la caja de cambios y del líquido hidráulico de los amortiguadores, mientras que el Dacia Sandero registra un desgaste prematuro de las rótulas de suspensión, al igual que el Citroën C4.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña