Reparación | Ford prueba en París su sistema de frenado automático

Las extremas condiciones del tráfico en la capital francesa convencieron a los ingenieros de la marca para llevar allí su test en escenario real.

Ford prueba en París su sistema de frenado automático Ford prueba en París su sistema de frenado automático
Ford prueba en París su sistema de frenado automático

París no es sólo famosa por la Torre Eiffel, el Sena, el Arco del Triunfo o el Moulin Rouge. La capital francesa es reconocida por ser uno de los lugares más estresantes para conducir, por sus atascos, los cruces peligrosos y las arriesgadas maniobras de los conductores por los huecos más estrechos.

Estas extremas condiciones se convirtieron en el campo de pruebas ideal para la tecnología de frenado automático de Ford, el Active City Stop. Después de haber llevado a cabo un desarrollo integral en circuito cerrado, los ingenieros buscaron un entorno del mundo real para poner a prueba el sistema

"Las calles de París no son para los pusilánimes, con varios carriles de tráfico en rápido movimiento que compiten por el espacio, prueban los nervios de los conductores incluso de los más cualificados", asegura Nils Gerber, experto técnico de Ingeniería Eléctrica y de Sistemas Electrónicos de Ford Europa. "Sabíamos que estas calles serían perfectas para probar el Active City Stop en condiciones que simplemente son imposibles de replicar en la pista de pruebas".

Este sistema escanea la carretera por delante 50 veces por segundo, lo que ayuda a reducir la gravedad de las colisiones por alcance, y en algunos casos incluso a prevenir un accidente por completo. Si el conductor no reacciona a tiempo cuando el tráfico se desacelera o se detiene delante de los frenos del sistema, reduce el par motor, y activa las luces de emergencia traseras.

Para la test, conductores profesionales conocedores del terreno condujeron los vehículos a lo largo de las concurridas calles de París -se ubicaron entre los 10 más congestionadas de Europa - y a través de los cruces famosos, como la Place de l'Etoile en el Arco del Triunfo, donde convergen 12 de sus principales avenidas.

La última prueba de París permitió a los ingenieros de Ford cubrir más de 4.000 kilómetros en cinco días con prototipos de los modelos Mondeo y Tourneo Connect en condiciones de máximo tráfico.

Una versión avanzada del Active City Stop, que funciona a velocidades de hasta 50 km/h, se estrenará en el nuevo Ford Focus que saldrá a la venta en Europa a finales de este año.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña