Reparación | Condenado a un año de cárcel por quedarse con el coche de una clienta

El juez ha ordenado que el responsable deberá indemnizar a la dueña con 3.269 euros, en concepto de responsabilidad civil.

La sentencia señala que el acusado cobró la cantidad establecida por el seguro
La sentencia señala que el acusado cobró la cantidad establecida por el seguro

El responsable de un taller mecánico de Teruel ha sido condenado por la Audiencia Provincial de esta región a un año de prisión por un delito de apropiación indebida al quedarse con el coche de una clienta que lo había llevado a su establecimiento para repararlo.

Los hechos ocurrieron en diciembre de 2013 cuando la dueña del vehículo acudió al establecimiento del acusado para que reparase su coche. En mayo de 2014, la compañía de seguros transfirió la cantidad acordada según el informe pericial de desperfectos para sufragar los gastos de la reparación.

La sentencia señala que el acusado cobró la cantidad establecida por el seguro (1.835,47 euros) y, posteriormente, tuvo que cerrar el negocio y no devolvió el coche a su propietaria ni la cantidad aportada por la compañía de seguros, según publica el Heraldo.

Por este motivo, el juez ha ordenado que el responsable de los hechos debe indemnizar a la dueña del automóvil con un total de 3.269 euros, en concepto de responsabilidad civil.

Por otro lado, el establecimiento ofreció un vehículo de sustitución a la denunciante, que sufrió daños por un accidente de circulación, por lo que se acordó, en enero de 2014, con la propietaria del coche que ella asumiría el pago de 2.500 euros por tales daños. No obstante, no consta que este pago fuera llevado a cabo.

La sentencia indica que el responsable del taller no arregló el automóvil, cesó la actividad del negocio y se quedó con el coche de su clienta para su uso personal.

En abril de 2015, el acusado se puso en contacto con la denunciante con una carta en la que le reclamaba 2.500 euros en concepto de gastos de vehículo de sustitución.

En junio de ese mismo año, el coche de la denunciante fue detenido por la Guardia Civil por una infracción. En ese momento, el coche seguía sin ser reparado y tenía otros desperfectos valorados en casi 1.000 euros.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña