Reparación | Cetraa quiere implicar a los usuarios en su lucha contra los piratas

Una nueva sección en su web explica a los conductores cómo afectan las prácticas ilegales a la seguridad vial.

Cetraa quiere implicar a los usuarios en su lucha contra los piratas Cetraa quiere implicar a los usuarios en su lucha contra los piratas
Cetraa quiere implicar a los usuarios en su lucha contra los piratas

Repercusiones en materia de seguridad vial, ausencia de garantías legales o imposibilidad de llevar a cabo reclamaciones al no existir factura son algunas de las consecuencias derivadas de realizar reparaciones y revisiones de vehículos en talleres clandestinos, según denuncia Cetraa en una nueva sección en su web.

Con este nuevo espacio, la patronal pretende implicar a los usuarios en la lucha contra los establecimientos piratas al sensibilizarlos contra "un modelo de negocio fraudulento e inseguro que, sin embargo, atrae a muchos consumidores deseosos de ahorrarse parte del coste de las reparaciones y que, en la mayoría de los casos, desconocen los riesgos que conlleva esta práctica, penada por ley", según afirma Cetraa en un comunicado.

“Que los talleres ilegales dañan al sector de la reparación es algo que todo el mundo sabe, pero lo que ya no es tan conocido es que conductores y resto de usuarios de las carreteras también son afectados gravemente por estos talleres, y ya no estamos hablando únicamente de economía sumergida, si no de algo tan crítico como la seguridad vial”, asegura Mª Carmen Antúnez, presidenta de la confederación. “En la nueva sección damos respuesta a preguntas como ¿Qué es un taller ilegal?, ¿Qué consecuencias tiene para la seguridad vial?’ o ‘¿Cómo identifico un taller ilegal?’, entre otras”, continúa Antúnez.

Desde Cetraa se busca concienciar directamente a los conductores de algo sobre lo que viene insistiendo desde hace tiempo. "Realizar las reparaciones únicamente en talleres legalmente establecidos es de suma importancia, ya que sólo los establecimientos legales, que cumplen las normativas y poseen las debidas licencias y pueden garantizar la correcta manipulación del vehículo, lo que redunda en una mayor seguridad vial al reducir el riesgo de accidentes".

Además, Cetraa recuerda que contratar los servicios de talleres ilegales es una práctica penada por la ley, "porque no sólo no cumplen ninguna normativa en seguridad laboral o gestión medioambiental, sino que además defraudan al erario público al no emitir factura. Asimismo, atentan contra los derechos y garantías de los conductores, imposibilitándoles el derecho a reclamar ante reparaciones defectuosas al no existir factura, lo que puede redundar en costes aún más elevados para ellos".

La patronal calcula que el 20% de los talleres opera sin las debidas licencias y señala que una forma "sencilla y efectiva" de diferenciar un taller ilegal de otro reglamentario es que éste último "cuenta con una placa identificativa ubicada en un lugar visible de la fachada".

En 2014, Cetraa puso en marcha una Sala de Denuncia en su web donde los ciudadanos pueden denunciar anónimamente actividades ilegales, fraudulentas o antiecológicas. Una colaboración ciudadana esencial para permitir la detección y denuncia de actividades ilegales y mantener la profesionalidad y garantía del sector.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña