Electromecánica | Daños típicos en la bomba de agua y sus causas

Meyle muestra en un folleto las averías más comunes de este elemento y ofrece consejos para resolverlas.

Daños típicos en la bomba de agua y sus causas Daños típicos en la bomba de agua y sus causas
Daños típicos en la bomba de agua y sus causas

La fabricación de bombas de agua exige la utilización de componentes de alta calidad, con la que se garantiza su durabilidad, una reparación impecable y la plena satisfacción del cliente.

Sin embargo, la selección de los componentes no basta si no se cumplen correctamente las instrucciones de montaje. Por este motivo, Meyle ha publicado un folleto en el que explica algunos tipos de daños en las bombas y sus causas y, al mismo tiempo, ofrece una serie de consejos para solucionarlas.

La bomba de agua presenta fugas. El sello mecánico presenta una fuga y la bomba pierde agua. El sello reacciona sensiblemente al efecto de partículas; pueden penetrar en el intersticio de estanqueización de la junta de anillo deslizante y destruir las superficies de estanqueización. "Una fuga de líquido a corto plazo después de montar una bomba de agua nueva, señala Meyle, es inofensiva, ya que los elementos de cierre se acomodan bien tras una fase de rodaje".
Consecuencias posibles:
> pérdida de líquido refrigerante
> peligro de sobrecalentamiento del motor
> posible rotura del eje
Consejo: Enjuagar bien el sistema de refrigeración antes de montar una bomba de agua nueva para eliminar partículas contaminantes. Observar para ello los procedimientos y medios de enjuague que recomienda el fabricante.

Fallo de los rodamientos. Una tensión incorrecta de la correa, provoca una sobrecarga en los rodamientos de la bomba de agua. El resultado es que el rodamiento falla.
Consecuencias posibles:
> ruido proveniente de la bomba de agua
> fallo de la bomba de agua
> en el peor de los casos, fallo del motor
Consejo: Al tensar la correa, observar las instrucciones del fabricante y utilizar las herramientas especiales recomendadas. Meyle recomienda sustituir todos los componentes de la transmisión por correa. Si la transmisión por correa provoca ruidos anómalos, realizar un examen detenido.

Daños en la carcasa. Un montaje demasiado tenso de la bomba de agua puede dar lugar a la fisura de la carcasa. Un daño estructural de este tipo pueden provocar desde fugas hasta el fallo total de la bomba de agua.
Consecuencias posibles:
> fugas de la bomba de agua
> daño del motor
Consejo: Asegurar que el montaje se realice sin tensiones. Para ello, limpiar bien la superficie de estanqueidad y apretar los tornillos uniformemente con la mano. Observar las instrucciones de montaje y los pares de apriete del fabricante.

Corrosión y cavitación en el sistema de refrigeración. El empleo de un aditivo insuficiente o incorrecto para el líquido refrigerante da lugar a corrosión y cavitación en el sistema de refrigeración. Esto influye en el funcionamiento de los componentes de la bomba de agua y puede causar un ensuciamiento del sello de la bomba.
Consecuencias posibles:
> falta de estanqueidad
> daños por cavitación
> daños en otros componentes del sistema de refrigeración.
Consejo: Controlar periódicamente el estado del líquido refrigerante y observar los intervalos de cambio del líquido refrigerante prescritos por el fabricante del vehículo. Meyle señala que no se debe mezclar "nunca" diferentes líquidos refrigerantes.

Líquido refrigerante / anticongelante. Empleo inadecuado (no se observa la proporción del líquido refrigerante). El líquido refrigerante utilizado no es el indicado para el motor en cuestión o de mezcla prescrita. "En el peor de los casos no se emplea líquido refrigerante o se emplea incluso agua sucia. Una mezcla de líquidos refrigerantes no compatibles provoca daños de importancia", asegura Meyle.

Consecuencias posibles:
> daños térmicos
> daños a causa de heladas
> reacciones químicas
> sedimentación
> daños por corrosión y cavitación
Consejo: Utilizar líquido refrigerante con la proporción de mezcla recomendada. Usar agua de la calidad del agua potable o mejor aún, agua destilada, a fin de conservar las propiedades óptimas del líquido refrigerante. Meyle recuerda que el líquido refrigerante contiene metales pesados dañinos para el medioambiente y los residuos deben ser procesados como está previsto por la ley.

Producto estanqueizante. Por el empleo inadecuado de pasta estanqueizante de tipo silicona se ensucia el sistema de refrigeración.
Consecuencias posibles:
> daño del sello de la bomba
> obstrucción del sistema de refrigeración
Consejo: Utilizar recomendado por el fabricante. Si se utiliza un producto sellante de tipo silicona, aplicar de forma moderada y evitar siempre que entre en el sistema de refrigeración.

Daño previo del sello. Una rotación excesiva de la polea sin líquido refrigerante en el sistema puede causar daños prematuros a la junta de anillo deslizante.
Consecuencias posibles:
> daño previo de la junta de anillo deslizante
Consejo: No hacer funcionar la bomba de agua en seco más tiempo de lo necesario.

En todo caso, Meyle recuerda que “estas indicaciones no son vinculantes y no reemplazan a las indicaciones del fabricante de automóviles”. Además, recomienda que “las reparaciones deben ser efectuadas únicamente por personal técnico capacitado”.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña