Electromecánica | Amortiguadores que ahorran combustible y mejoran el confort

El prototipo eROT de Audi absorbe la energía cinética y la convierte en electricidad.

Su reglaje de amortiguación se puede definir mediante software. Su reglaje de amortiguación se puede definir mediante software.
Su reglaje de amortiguación se puede definir mediante software.

Los trabajos de investigación en el sector automovilístico se centran en los últimos tiempos en la manera de generar energía. Con este objetivo, desde Audi han desarrollado el prototipo eROT.

Gracias a este sistema de suspensión, los amortiguadores rotativos electromecánicos sustituyen a los hidráulicos telescópicos utilizados hoy en día, con el fin de ahorrar combustible y proporcionar un confort mayor.

Audi explica que cada irregularidad, bache o curva induce energía cinética en el coche. “Los amortiguadores actuales absorben esa energía, que se pierde en forma de calor”, explica Stefan Knirsch, director de desarrollo técnico en Audi AG. “Con el nuevo amortiguador electromecánico, junto al sistema eléctrico de 48 voltios, damos un uso a dicha energía”, añade Knirsch.

Así, el sistema eROT convierte la energía cinética creada en compresión y extensión en electricidad. Para lograrlo, un brazo absorbe el movimiento de la rueda y transmite la fuerza a través de un grupo de engranajes a un motor eléctrico, que la convierte en electricidad.

La capacidad de recuperación es de entre 100 y 150 vatios en los ensayos realizados, lo que en circunstancias normales corresponde a un ahorro de CO2 de hasta tres gramos por kilómetro, según los técnicos.

La nueva tecnología eROT se basa en un subsistema eléctrico de 48 voltios. En la configuración del prototipo, su batería de iones de litio ofrece una capacidad de 0,5 kilovatios/hora y una potencia máxima de salida de 13 kilovatios. Un convertidor de corriente continua conecta el subsistema de 48 voltios al sistema eléctrico principal de 12 voltios, que incluye un generador de alta eficiencia.

Por otro lado, el sistema eROT, indica la compañía, se adapta a las irregularidades de la superficie de rodadura y al estilo de conducción del usuario. Además, su reglaje de amortiguación se puede definir mediante software de forma ilimitada.

Otra ventaja de este nuevo sistema de amortiguación es su geometría, según el fabricante alemán. Los motores eléctricos dispuestos horizontalmente en la zona del eje trasero sustituyen a los amortiguadores telescópicos verticales, lo que permite un espacio adicional en el maletero.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña