Concesionarios | Tesla, el coche que se vende en tiendas, no en concesionarios

Tienda Tesla con un vehículo de muestra Tienda Tesla con un vehículo de muestra
Tienda Tesla con un vehículo de muestra

Tiene previsto su desembarco en España durante el primer semestre de 2014 y lo hará en Madrid. La marca estadounidense de vehículos eléctricos premium Tesla abrirá su primera tienda en la capital presumiblemente antes del verano. No es una errata: Tesla abre tiendas, no concesionarios.

La marca está presente ya en otros países europeos con sus tiendas, situadas normalmente en áreas comerciales. Estos centros disponen solamente de uno o dos modelos de muestra, materiales interactivos para ver posibles configuraciones del vehículo y personal formado en ventas. Una idea que ya están implantando también otras marcas como Audi, que ni siquiera muestra modelos reales en sus Audi City (ver noticia).

La posventa de estos vehículos tampoco es convencional. Por ejemplo, según explica la marca, su modelo más popular, el Tesla S, requiere revisiones anuales y actualizaciones de software. Pero en este apartado, el Tesla S es también inteligente: se chequea periódicamente a sí mismo y, con el permiso del conductor, alerta a la marca sobre problemas que se pueden resolver de manera rápida y sencilla, normalmente en remoto.

Taller Tesla en California
Taller Tesla en California

Esta particularidad posee un alto componente de fidelización de coches de la marca a la posventa del propio constructor, que presta a través de servicios oficiales propios, a donde puede ser llevado el vehículo en caso de necesitar atención en persona, pero también a través de unidades móviles que se desplazan al lugar en el que el conductor les necesite.

Gracias a estas últimas, en la actualidad Tesla ofrece servicios posventa en toda la Península Ibérica y Baleares sin tener ni un solo taller abierto en España o Portugal. Sin embargo, la marca asegura que nueve de cada diez propietarios de uno de sus modelos en Europa vive a menos de 100 kilómetros de uno de sus servicios oficiales.

La política de Tesla en cuanto a venta y posventa está claramente orientada a controlar ambos mercados, sin intermediarios. Los servicios oficiales son propiedad de la marca, así como las tiendas, e incluso diseña, fabrica y desarrolla en Estados Unidos componentes para sus vehículos tales como por ejemplo motores eléctricos o cajas de cambios.

También vende componentes de propulsión eléctrica a otros constructores, como es el caso de Mercedes-Benz, que ha encargado a la firma sus servicios de desarrollo de sistemas, así como componentes para el sistema de propulsión de las versiones eléctricas del Smart Fortwo y el Clase A. Sin duda, todo un reto para los sectores de la distribución de vehículos y la posventa de los países en los que la marca se asienta.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña