Chapa y pintura | El blanco, el color preferido para los vehículos

Los usuarios se basan en criterios económicos y de seguridad vial para la elección del tono de su coche.

Los colores sólidos, como el blanco y el negro, conllevan reparaciones más económicas Los colores sólidos, como el blanco y el negro, conllevan reparaciones más económicas
Los colores sólidos, como el blanco y el negro, conllevan reparaciones más económicas

Las preferencias de los usuarios en lo que se refiere a la elección del color de su vehículo sigue siendo clara, según un estudio de Das WeltAuto, marca de coches de ocasión del grupo Volkswagen. El color blanco es el que más éxito goza entre los españoles y europeos.

El mencionado informe, tal y como publica Auto10, señala que uno de los motivos atiende a criterios económicos, ya que las carrocerías de color sólido, tanto en blanco como en negro, son más fáciles de reparar y, como consecuencia, más baratas que las metalizadas, que oscilan entre los 300 y 1.000 euros, dependiendo del modelo y la pintura.

Por este mismo motivo, el seguro también cobra menos, ya que, además, el acabado metalizado es más difícil de igualar que el sólido.

No obstante, a esto se añade un criterio de temperatura. Los cuerpos oscuros absorben la luz y la energía de los rayos de sol, provocando que el termómetro en el interior del coche aparcado en el solo varíe hasta dos o tres grados, dependiendo de si es blanco o negro.

Asimismo, existen estudios sobre cómo afecta el color de la pintura a la seguridad vial, los cuales concluyen asegurando que el blanco es el más seguro, seguido del plata, el crema y el amarillo u otros colores vivos.

Según un informe llevado a cabo por la Universidad de Monash, en Melbourne (Australia), sobre 850.000 accidentes, el blanco es el color más seguro para un vehículo, indicando que los colores oscuros presentar el 12% más de riesgo de sufrir un accidente.

Esto es debido a que los colores claros mejoran la visibilidad en la carretera, es decir, se ven mejor. En cambio, los oscuros suelen tener una tasa de siniestros más alta.

Por otro lado, la elección del resto de colores parece obedecer a diferentes tendencias. Así, en España, tanto el gris como el plata han dejado paso al blanco, ocupando el segundo y tercer puesto. El cuarto lugar lo ocupa el negro en nuestro país y el segundo en Europa.

En lo que se refiere al rojo, es escogido por el 8% de los compradores en todo el mundo, después del blanco, el negro y el gris. Esto viene apoyado por la creencia de que los seguros cobran más por vehículos de este color, al ser sus conductores más agresivos. Sin embargo, las compañías niegan estas prácticas.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña