Chapa y pintura | Carpintero, ¿el futuro del especialista en carrocería?

Toyota ha creado un prototipo de vehículo construido a base de madera, por sus propiedades de duración y evolución con el paso del tiempo.

Carpintero, ¿el futuro del especialista carrocero? Carpintero, ¿el futuro del especialista carrocero?
Carpintero, ¿el futuro del especialista carrocero?

Los orígenes de la automoción están ligados a la madera. No es de extrañar, teniendo en cuenta que el automóvil evolucionó a partir de los carruajes, que se fabricaban con este material. Incluso en los años 60, los coches más surferos estaban construidos mayoritariamente a base de madera, y en algunos modelos se mantuvo en décadas posteriores en algunos elementos interiores.

Ahora, Toyota propone un regreso al pasado con su nuevo prototipo, el Toyota Setsuna, construido principalmente con madera.

Setsuna, que significa ‘momento’ en japonés, ha sido el nombre elegido para este prototipo para reflejar “los momentos especiales y efímeros que la gente vive con sus vehículos, que, con el paso del tiempo, los convierte en irremplazables para sus propietarios”, asegura el fabricante.

Para encarnar el concepto, Toyota seleccionó diversos tipos de madera para las partes del vehículo, incluidos los paneles exteriores, el bastidor, el suelo y los asientos.

La idea de utilizar madera surgió a raíz de las propias características del material, ya que dura mucho si se cuida bien y cambian la coloración y la textura, en función del entorno y de las condiciones de uso. Por lo tanto, con los años, el vehículo adquiere un carácter único.

Kenji Tsuji, ingeniero de Toyota supervisor del prototipo Setsuna, comenta al respecto: “Seleccionamos distintas maderas para aplicaciones concretas, como cedro japonés para los paneles exteriores y abedul japonés para el bastidor. También prestamos una especial atención a las medidas y la organización de los distintos componentes. Para la estructura de ensamblaje, adoptamos una técnica tradicional de carpintería japonesa denominada ‘okuriari’, que no recurre a clavos ni tornillos”.

“Nos gustaría que el observador imagine cómo el Setsuna irá desarrollando gradualmente un carácter complejo y único a lo largo de los años”, añade.

Por eso, el vehículo, que será presentado en la Semana del Diseño de Milán, incluye un reloj de cien años que mide el tiempo a través de generaciones.

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña