defensor_del_taller_Angel_palacios Angel Palacios

| Motortec Automechanika Ibérica, el muerto estaba vivo | -

Motortec Automechanika Ibérica, el muerto estaba vivo Motortec Automechanika Ibérica, el muerto estaba vivo
Motortec Automechanika Ibérica, el muerto estaba vivo

Motortec no estaba muerto, pero sí moribundo. El certamen revive dos años después, y eso ya es un éxito singular. Sobre todo en los tiempos que corren.

Un poco de vitamina alemana (Messe Frankfurt), un nuevo equipo gestor y las ganas renovadas del sector por mantener su muestra más representativa obraron un resultado satisfactorio, que abre un periodo de esperanza para certámenes venideros. Un buen punto de inflexión y una buena noticia, sin duda.

Si de algo ha servido la edición de este año es para convencerse/nos de que esta feria tiene su hueco en el calendario. A favor de obra, con un apoyo sin fisuras de los medios especializados, Motortec A.I. ha devuelto una buena dosis de ilusión al mercado. Los organizadores ha transmitido pasión por la feria, el márketing y la promoción han funcionado como nunca. Tanto que casi todos llegamos a Ifema, el día 30 de marzo, con una predisposición claramente favorable. Eso hay que ponerlo en el haber de todo el equipo de Raúl Calleja, director del certamen. Creyeron en el proyecto e hicieron que el sector (o una parte significativa al menos) se lo creyera también.

La buena sensación inicial se mantuvo después. Los expositores quedaron contentos, en general. Hubo negocio, dice la mayoría. Ese es el gran mérito de Motortec. Y lo que sustenta el argumento de que, a partir de ahora, y con un escenario económico más positivo (esperemos) dentro de dos años, sólo toca crecer. Aunque no será fácil. Para ello, hará bien Motortec A.I. en no caer en la autocomplacencia. El exceso de euforia y tanto elogio recibido recién concluida la edición de 2011 pueden confundir cuando el trabajo que queda es todavía ingente. Hay que convencer a muchos todavía. No esquivar las cuestiones incómodas. El listón hay que ponerlo más arriba ¿O no nos acordamos ya de cómo era la feria en su etapa de máximo esplendor, a principios de 2000?

La dimensión del mercado de la posventa de automoción en España requiere una feria con más participantes y con todos sus sectores representados. ¿Por qué no había en la pasada edición casi expositores de chapa y pintura? ¿Es necesario ocupar cuatro pabellones cuando la oferta expositiva cabía perfectamente en tres? ¿Tiene hueco la posventa marquista en la feria? ¿Regresarán las grandes multinacionales del recambio y expondrán en Motortec A. I.? ¿Y los grandes grupos de distribución? ¿Y el vehículo industrial? ¿O los neumáticos? Son preguntas que requieren respuesta para, entonces sí, estar ante la gran feria de la posventa para el mercado ibérico. En lograr ese objetivo, seguro, ya estarán pensando sus organizadores.

Sobre el autor

Periodista y licenciado en CC. de la Información, Angel Palacios lleva ligado al sector de la Posventa de Automoción desde 1991. Tras una larga etapa en la revista Nuestros Talleres, es cofundador de Infocap / infotaller (2007).

Comentar | comentarios

Cerrar

Inicia sesión con email

He olvidado mi contraseña